Política

Daniel Conesa asegura que 2018 va a ser “un buen año” para España y Melilla

Daniel Conesa, secretario de Comunicación del PP

Será el de la consolidación de las mejoras de la frontera y el del inicio de grandes actuaciones como el nuevo hospital

Miércoles 03 de enero de 2018
El secretario de Comunicación del PP en Melilla, Daniel Conesa, afirmó ayer que 2017 ha sido "complicado para España por distintos motivos y también para Melilla" pero "frente a los planteamientos de agoreros y derrotistas" aseguró que se han asentado las bases que van a permitir que 2018 vaya a ser "un buen año", incluido en lo económico. Apuntó que será el año de consolidación de las medidas aprobadas para solucionar los problemas fronterizos, el del inicio de la ampliación del puerto, el del reinicio del hospital universitario y el de la construcción de nuevos centros escolares.

Por Jesús Andújar:

En esta perspectiva positiva del nuevo año incluyó el portavoz popular el asunto "más noticioso" de 2017: los problemas de los cierres fronterizos. 2018 va a ser el de la "consolidación" de las medidas que se han puesto en marcha tanto en el puesto internacional de Beni Enzar como en los de Farhana y Barrio Chino para los que se han proyectado actuaciones como la carretera de desdoblamiento en el primero y el recinto cerrado para intercambios comerciales en el segundo. Apostilló Conesa que es preciso contar con la colaboración de Marruecos o de lo contrario todo cuanto se haga a este lado de la valla, será infructuoso.

Se mostró convencido al asegurar que 2018 "va a ser un año importante para el desarrollo económico de la ciudad", tanto con la apertura del centro comercial que "está suponiendo una fuente de atracción de clientes del otro lado de la frontera" como con las acciones que se van a poner en marcha para potenciar el comercio en la zona centro.

Reconoció el portavoz del PP que 2017 ha sido "complicado para el comercio tradicional" por lo que señaló que se van a adoptar "medidas enérgicas para apoyar el comercio tradicional, el de las pequeñas empresas, ya sea a través de Promesa o de otras vías". Un ejemplo de ello podría ser la implantación de la zona azul en Melilla la Vieja y la concesión de ayudas directas al comercio.

Año de construcciones
Daniel Conesa manifestó que se va a dar un gran impulso a la construcción del nuevo hospital universitario tras superarse el contencioso judicial que dijo surgió por la "nefasta actuación que desde el punto de vista administrativo" realizó el PSOE. El nuevo proyecto aprobado, apuntó, ha mejorado el diseño primitivo y conlleva una inversión total de 70 millones, frente a los 46 del planificado por el Gobierno Zapatero. "El centro vendrá a mejorar la calidad asistencial de los melillenses", aseguró.

También anunció que a finales de este año se iniciará el proyecto de ampliación del puerto comercial con la colocación de la primera piedra, una vez en enero finalice el periodo de alegaciones y posteriormente se cumplan con los plazos de concurso y adjudicación. Afirmó que se trata de un proyecto que "va a condicionar el futuro económico, social y urbanístico de la ciudad".

Asimismo, anunció, este año se iniciará la construcción del colegio de infantil y primaria de Gabriel de Morales, continuarán los trabajos para la edificación del instituto de Jardín Melillense (antiguo Jardín Valenciano) y entrará en funcionamiento el complejo educativo del Mercado Central, una vez superadas todas las cuestiones pendientes. También adelantó que se mantendrán contactos con el Estado al objeto de posibilitar la construcción de otro colegio más.

Transportes
Los transportes también recibirán un impulso en el ejercicio recién inaugurado. Confía Daniel Conesa en que se produzca la declaración de servicio público de los enlaces aéreos con Almería, Granada y Sevilla, aunque este asunto está pendiente de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE). Otro asunto de gran interés para los melillenses en este apartado es el del incremento de la bonificación del transporte para residentes del 50 al 75 por ciento.
"Se aspira, junto al resto de comunidades extrapeninsulares, a que lo subvencione el Estado vía PGE, pero la Ciudad Autónoma ha previsto una partida para que, si el Estado no entra a financiar esta diferencia, lo asumamos con fondos propios", apostilló.