www.melillahoy.es

BALONCESTO - LEB ORO

Los azulones necesitan el triunfo para no descolgarse de la zona alta
Los azulones necesitan el triunfo para no descolgarse de la zona alta

Logroño, punto de inflexión para el Melilla Baloncesto

Los melillenses acumulan dos derrotas seguidas

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Este encuentro correspondiente a la séptima jornada de la fase regular de la LEB Oro se disputará esta noche, a partir de las 20’45 horas, en el Palacio de los Deportes de la capital riojana. El choque ante el Clavijo, que será dirigido por la pareja de colegiados formada por el catalán José Antonio Pagán Baró y por el aragonés José Javier Marqueta Gracia, podrá seguirse en directo a través de Televisión Melilla y de la plataforma CanalFEB. Logroñeses y melillenses encaran el partido con la intención de revertir sus dinámicas negativas.

El Melilla Baloncesto rinde visita hoy viernes (20’45 horas) al Palacio de los Deportes de La Rioja para enfrentarse al C.B. Clavijo, un choque al que los azulones acuden con la intención de reencontrarse con la victoria, después de perder sus dos últimos encuentros, ante un conjunto riojano que se presenta también con ciertas urgencias de sumar.
Punto de inflexión. Así debe el decano encarar el partido ante los logroñeses, dado que, tras firmar un gran inicio de temporada con cuatro triunfos seguidos (Palencia, Manresa, F.C. Barcelona B e Iberostar Palma), ha encadenado dos derrotas de forma consecutiva (Huesca y Breogán) que han rebajado el optimismo de las primeras jornadas. Aun así, el pesimismo no se ha asentado en el vestuario melillense, ya que son conscientes que en los duelos frente a Huesca y Lugo ni mucho menos se vio el verdadero potencial con el que cuenta Alejandro Alcoba.
De todos modos, para ello los azulones tendrán que volver a elevar su nivel y tratar de ser el equipo agresivo e intenso que fue al inicio de campaña, algo que se antoja clave en Logroño, donde nuestro representante se las verá con uno de los rivales con mayor talento ofensivo de la LEB Oro.
Por su parte, el C.B. Clavijo afronta este nuevo compromiso liguero con la necesidad de sumar un triunfo que le permita romper la mala racha que acumula. No en vano, los riojanos, al igual que les sucedió a los melillenses, arrancaron bastante bien el campeonato, con dos victorias ante Ourense y Valladolid y una derrota frente a Oviedo, pero han perdido en sus últimos tres envites (C.B. Prat, Lleida y Cáceres), lo que les ha hecho caer a la parte baja de la clasificación (15º).
A pesar de su mal momento, los de Jenaro Díaz son un equipo al que hay que atar en corto. Con una remodelación casi completa este verano, su líder natural es el ex azulón Carles Bravo, si bien unos problemas en una rodilla no le están permitiendo brillar en este inicio y podrían obligarle a pasar por quirófano en las próximas semanas. Si nos fijamos en los números, un nombre destaca por encima de todos, Evan Yates. El ala-pívot estadounidense está causando un gran impacto en su debut, colándose en el top10 de jugadores mejor valorados en la LEB Oro. También hay que tener especial atención a jugadores como Adala Moto o el exterior Coggins.
Históricamente, el Palacio de los Deportes de La Rioja era una cancha negra para el Melilla Baloncesto, que contaba por derrotas sus cuatro primeras visitas, si bien en las dos últimas temporadas los de la ciudad autónoma salieron victoriosos de tierras riojanas.
En cuanto a los números que vienen promediando ambos conjuntos, lo cierto es que los de los melillenses son mejores a los de su oponente de esta noche en todos los apartados, excepto en el de recuperaciones de balón (8.3 por 5.5). En valoración, por ejemplo, la media de los de Alejandro Alcoba es de 84.2 por 70.2 que acumulan los hombres de Jenaro Díaz.

El holandés Rogier Jansen, último fichaje

El Club Baloncesto Clavijo cerraba definitivamente hace unos días su plantilla para la presente temporada con la llegada a La Rioja del escolta holandés Rogier Jansen.
Jansen nació el 29 de agosto de 1984 en Amsterdam (Holanda), mide 1,88 metros y llegó procedente del Leiden holandés. Es un ‘producto’ de la escuela de baloncesto de Amsterdam, en la que inició su carrera antes de convertirse en profesional. Es un jugador inteligente con buenos fundamentos y técnica general. Rogier tiene excelentes habilidades para manejar el balón y puede imponerse en el uno contra uno, además de ser un pasador rápido y creativo y con buen tiro. Asimismo, ve bien las jugadas y tiene instinto.
El nuevo fichaje es hijo de Jan Willem Jansen, que fue un entrenador muy reconocido en Holanda (llegó a ser Entrenador del Año) y en Bélgica, actualmente, es el ‘Coordinador de Top Sport’ de la Federación Holandesa de Baloncesto. En la pasada temporada, Rogier formó parte del cinco inicial de su equipo, completó 36 partidos con una media de 10.8 puntos, 2.4 rebotes y 4.7 asistencias.