www.melillahoy.es

Quevedo defiende la gestión “brillante” del carril bici frente a la crítica de Guelaya

Es “la forma más barata del mundo” de hacerlo, ya que se aprovechará una obra para poner tuberías

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

El consejero de Coordinación y Medio Ambiente, Manuel Ángel Quevedo, salió en defensa ayer del proyecto de construcción del carril bici tras las críticas recibidas por la asociación ecologista Guelaya, y dejó claro que la gestión realizada en este asunto ha sido “brillante”.
Quevedo argumentó su opinión al recordar que se aprovechará una obra en el Paseo Marítimo para instalar nuevas tuberías para crear el carril bici sobre el nuevo asfalto que habrá que poner en cualquier caso.
Por ello, frente a la opinión de Guelaya del elevado coste de este proyecto, consideró que es “la forma más barata del mundo” de crear el carril bici, ya que de todos modos había que reponer el asfalto una vez levantado para colocar dos grandes tuberías que conectarán la planta depuradora con la estación de bombeo.
En realidad, explicó que el coste del carril bici es la colocación de un pavimento adecuado, la pintura del suelo y los separadores. Una vez pasado el puente, sólo habrá señalización, indicó el consejero, que defendió que este carril bici es el primero porque actualmente no hay ninguno y el que Guelaya recuerda de hace años “iba por la acera y duró unos meses”.
Quevedo lamentó que sigue esperando a que el representante de Guelaya le responda a su carta para firmar el Pacto por la Movilidad, tal y como esta asociación y otras relacionadas con este ámbito querían.