www.melillahoy.es
El PSOE pregunta en el Congreso por la gestión de la CAM relativa a Hafid Mohamed

El PSOE pregunta en el Congreso por la gestión de la CAM relativa a Hafid Mohamed

El grupo socialista denunció la falta de transparencia y las contradicciones del Gobierno de la ciudad.

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

El grupo socialista en el Congreso, elevó por medio de su portavoz, David Serrada Pariente, un escrito de preguntas dirigido al Gobierno. En dicho escrito se realizaban hasta cuatro preguntas relacionadas con la detención, el pasado 6 de septiembre, de un melillense educador del Baluarte (centro de menores) que presuntamente se encontraba llevando a cabo labores de captación y radicalización para el grupo terrorista DAESH, aprovechando su cercanía con los menores. El PSOE, que criticó la falta de transparencia y las evasivas por parte de los miembros del Gobierno Autonómico, recibió una escueta contestación por parte del Gobierno, que prácticamente no respondió a ninguna pregunta y se limitó a acogerse al secreto de sumario y a las actuaciones previstas en el Plan Estratégico Nacional de Lucha Contra la Radicalización Violenta (PEN-LCRV).
Los socialistas, por medio del portavoz de su grupo parlamentario, David Serrada Pariente, volvieron a denunciar la falta de explicaciones por parte del Gobierno Autonómico de Melilla en lo referente a la detención del presunto yihadista Hafid Mohamed, quien había sido afiliado del PP y se encontraba trabajando en contacto directo con los menores del Baluarte cuando fue detenido junto con otras cinco personas (en Marruecos) por presuntamente estar realizando labores de captación y adoctrinamiento para DAESH. Esta vez las preguntas del grupo socialista se expusieron en el Congreso de los Diputados, a través de un escrito dirigido a la mesa del Congreso.
En dicho escrito, donde se criticó la estrategia de “echar balones fuera” del presidente Imbroda y la gestión del consejero de Bienestar Social Daniel Ventura, también se denunció la negativa del Gobierno a establecer una comisión junto con la oposición para aclarar lo sucedido y se presentaron un total de cuatro preguntas referentes al porqué de la falta de acción de las autoridades si verdaderamente vieron en Hafid un proceso de radicalización; referentes a la falta de transparencia y las supuestas contradicciones de algunos miembros del ejecutivo popular; referentes a las medidas que se van a adoptar de cara al futuro para “transmitir tranquilidad a los melillenses” y, por último, referentes a las medidas adoptadas para determinar hasta qué punto las actividades de Hafid Mohamed afectaron a los menores con los que el detenido tenía contacto directo en su puesto de trabajo.

Escueta respuesta
El Gobierno respondión a la pregunta del grupo socialista de una manera extremadamente escueta, remitiéndose al secreto de sumario establecido por el Juez con respecto al caso de Hafid Mohamed y limitándose a hacer consideraciones generales sobre la labor del Gobierno en lo concerniente a la lucha contra la radicalización violenta, haciendo referencia al Plan Estratégico Nacional de Lucha contra la Radicalización Violenta de 2015.
La contestación del Gobierno, en definitiva, no ha respondido a absolutamente ninguna de las cuestiones planteadas por el grupo socialista, hasta el punto en que en el escrito sólo se hace referencia a Melilla para recordar las últimas operaciones contra el yihadismo, abundando sobre información de sobra conocida y sin aportar valoraciones de ningún tipo a las cuestiones planteadas.