Melilla Hoy 23/10/2017
18 de julio de 2019, 14:16:33
Sociedad


El cartel ‘viralizado’ por las redes sociales, que apoya a Cataluña, es un ‘embellecedor’ sin tintes políticos

Sergio Gustavo Martínez, dueño de la lona y del edificio en obras frente a la Plaza Héroes de España, confiesa que “se ha infundado rumores inciertos sobre la autoría de la lona, alegando que era propiedad de ciertas formaciones de la Ciudad”

Por Luisa María Sánchez Ballesteros

Hace cuestión de semanas, apareció en uno de los céntricos edificios, colindantes a la Plaza Héroes de España, una lona de grandes dimensiones con un mensaje: ‘Somos melillenses, nos gusta Cataluña y nos sentimos españoles”. Además, el gran cartel invita a los ciudadanos a hacerse una foto y compartirla por las redes sociales, lo que ha provocado que la imagen del edificio en obras se haya viralizado. El autor de este ‘enigmático’ cartelón, que ha levantado rumores y suposiciones, ha sido el melillense Sergio Gustavo Martínez, un ciudadano que, a través de la remodelación de su edificio, ha querido compartir “un sentimiento”.


La historia, que acaba con el cartel viralizado, comienza cuando Sergio Gustavo Martínez adquirió el edificio, de una de las esquinas del cruce del principio de la calle O’Donnell, en diciembre de 2018. “Fue entonces cuando solicité la licencia de obras, ya que mi principal idea era devolverle el resplandor que tenía, ya que es una construcción que está a la vista de todos porque se encuentra en el mismo centro de la Ciudad. De ahí que ahora haya andamios, porque se está restaurando las fachadas”, explicó.

Idea del cartel
Martínez explica que una vez que le dieron los permisos para llevar a cabo las obras de restauración y remodelación, sabía que era necesario poner una serie de andamios exteriores, que son cubiertos por una gran lona verde. “Yo veía otras ciudades, como Málaga, Jaén, Sevilla o Madrid en las que las construcciones son tapadas con unas lonas decorativas o carteles, incluso, publicitarios. Esto hace que la calle o los alrededores no se vean ‘afeados’ por metros de telas verdes de obras. Fue entonces donde me surgió la idea de tapar los andamios con un cartel que reflejase, en parte, un pensamiento mío pero que es compartido por bastantes ciudadanos”, manifestó.
El azar, por llamarlo de alguna manera, hizo de las suyas haciendo coincidir el permiso para empezar con las obras, concedido según el propietario del edificio en el mes de abril, con la vorágine política resultante de las dos elecciones celebradas, las generales y las locales.
“Mi cartel no tiene ideología ninguna, ni carácter político tampoco. El único objetivo que tiene, además de no ‘contaminar visualmente’, es que los ciudadanos de Cataluña vean que desde el Norte de África se les apoya, que son más que lo que aparece en los medios de comunicación de algunos representantes políticos. También, que para que nos tengan en cuenta a los melillenses, porque somos españoles y nos sentimos como tal y, por último, para que los ciudadanos de esta bella ciudad no se olviden de dónde son, que a veces, ese hecho, se ve eclipsado y en algunos eventos tan solo se ven bandera de España y ninguna de Melilla”, explicó el melillense.

Falsos rumores
Martínez confirmó a este medio que el cartel ha levantado tal sorpresa entre los habitantes que los rumores acerca de él se han ido expandiendo como una gota de aceite en un vaso de agua.
“Se puede decir que lo he hecho de manera ‘anónima’, entre comillas, porque a mis amigos más cercanos y familiares quizás sí sabían de esta iniciativa que tuve; pero nadie más ha caído en cuenta de quién es el autor. Es más, en alguno de los carteles que hay en la construcción tampoco se deja claro del todo que el edificio es mío, por lo que también, eso puede llevar a confusión. Por lo tanto, se puede imaginar las de cosas que he oído, falsamente, de personas que no tenían idea de que yo estaba detrás de eso”, relató.
La afluencia política en cuestión de dos meses ha provocado que los ciudadanos asignen la autoría del cartel a varias formaciones políticas locales.
“Me han llegado a decir que el cartel había sido puesto por VOX o incluso que había sido el mismo Imbroda quién había pagado para ello. Pero todo eso es falso. No hay nada de tinte político en esto, no pertenece a ningún partido, ni yo quiero que se vincule a ello, tan solo se ha puesto cuando he podido”, confesó Martínez.
En este sentido, el propietario del céntrico inmueble y del cartelon que lo ‘decora’, sostuvo que “hay que tener en cuenta que esto estaba pensado desde diciembre de 2018, es decir, que por aquellos entonces quién iba a saber que en abril iban a haber unas elecciones, por ejemplo. Nadie. Por lo tanto, la gente ha opinado en base a nada, sacando sus propias conclusiones, que verdaderamente no son ciertas”.


“Con el cartel también quise, en parte, dar un toque de atención a todos los ciudadanos”


Sergio Gustavo Martínez lo tiene y lo tuvo claro desde un principio al confesar que “con el cartel también quise, en parte, dar un toque de atención a todos. De parar, leer las frases y reflexionar”. Pero a eso, añadió que “también para que los grandes empresarios de aquí tengan claro un simple cosa: No es Melilla la que nos tiene que dar a nosotros, los constructores, sino nosotros somos los que tenemos que hacer por la Ciudad. Si puedes hacer algo por tu ciudad, hazlo”. “De la partida presupuestaria que tenía para las obras, destine una pequeña parte a la creación del cartel, que tiene unas medidas de 10x11 metros, pensando en cómo mejorar el aspecto de unas obras que podía estropear la belleza del centro melillense y, también, en hacer llegar ciertos pensamientos y sentimientos propios que creo que no hace mal a nadie, lo contrario, quiero mostrar con esos mensajes mi apoyo a todos. Hay que pensar, a veces, más allá de lo que creemos saber u opinar”, mantuvo Martínez.


Martínez: “He tenido constancia de hasta dónde ha llegado el mensaje, incluyendo Cataluña”


Al final, el cartel que ha llamado la atención de todos los melillenses, y habitantes nacionales a los que les ha llegado la imagen a través de las redes sociales, además del por el lugar donde está colocado, por sus mensajes, ha viajado más allá del mar que separa Melilla con la Península, lo que, en un principio, era la idea de Sergio Gustavo. “He tenido constancia de diferentes personas que me han dicho que han recibido la fotografía de mi edificio con el cartel de vuelta de personas de Cataluña y otros lugares ajenos a la Ciudad, por lo que al final se ha viralizado, que es lo que quería. Enseñar al mundo que somos de España en el Norte de África y que, como tal, mostramos apoyo y respeto desde esta tierra”. Finalmente, el promotor de esta iniciativa particular confesó que “es la primera vez que he llevado a cabo una idea así. Sigo siendo un romántico que expresa sus sentimientos por las diferentes autonomías y creo que ha resultado efectiva mi principal idea con este cartelón”.

Melilla Hoy.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.melillahoy.es