Melilla Hoy 23/10/2017
25 de febrero de 2020, 21:39:39
Editorial


Una protesta clave para el futuro de unos 2.000 soldados profesionales de Melilla


El futuro de estos soldados es clave para una ciudad como Melilla, siempre ligada al mundo del Ejército, que ya se vio “tocada” cuando acabó la mili obligatoria y con ella las juras de bandera y ahora que le pueda suceder lo propio con la salida de unos 2.000 profesionales por el hecho de cumplir 45 años.


Militares se concentrarán este sábado frente al Ministerio de Defensa para reivindicar mejoras en sus condiciones profesionales, unas retribuciones "justas y actualizadas" y poner fin a la salida obligatoria de las Fuerzas Armadas de los efectivos temporales al cumplir los 45 años. Una situación que afecta en Melilla a unos 2.000 militares profesionales, que estarán muy atentos a lo que suceda en esta protesta que tendrá lugar en Madrid.

La concentración ha sido convocada por la Unión de Militares de Tropa (UMT) ante la "imperiosa necesidad" de hacer públicas sus reivindicaciones y forzar al nuevo Gobierno de coalición a tomar medidas que mejoren sus condiciones laborales, según ha explicado el presidente de la asociación, Francisco Bellón.

Pese a no tener el apoyo de las asociaciones mayoritarias de las Fuerzas Armadas, la UMT cree que es necesario hacer llegar a la ciudadanía sus protestas mediante movilizaciones en la calle. A su juicio, los militares deben exigir al Gobierno medidas concretas sin escudarse en debates parlamentarios o "parches legislativos que no arreglan" la situación "dramática" de la escala de tropa y marinería.

La UMT reivindica una única ley de Carrera Militar que incluya a todas las escalas y termine así con el "modelo de temporalidad" que hace que los militares temporales de tropa tengan que abandonar las Fuerzas Armadas al cumplir los 45 años. Y que ofrezca además la opción de volver a la carrera militar a aquellos militares que hayan tenido ya que salir de los Ejércitos o la Armada.

Según datos del Gobierno, más de 1.200 militares tendrán que abandonar las Fuerzas Armadas este 2020 por alcanzar la edad de los 45 años. Estos se suman a los 1.125 que han tenido que hacerlo ya desde el año 2006. Y la cifra se irá incrementando progresivamente durante los próximos años hasta sumar más de 50.000 hasta 2036.

La concentración también reclama a la ministra Margarita Robles una actualización de los sueldos de los militares y medidas que garanticen la conciliación de la vida familiar y profesional. Además, la UMT reclama una ley de discapacidad militar y la unificación de las unidades de protección contra el acoso sexual y labora, actualmente en manos de los Ejércitos y la Armada.

El futuro de estos soldados es clave para una ciudad como Melilla, siempre ligada al mundo del Ejército, que ya se vio “tocada” cuando acabó la mili obligatoria y con ella las juras de bandera y ahora que le pueda suceder lo propio con la salida de unos 2.000 profesionales por el hecho de cumplir 45 años. Como ya hemos dicho en otras ocasiones desde este espacio, es de justicia dar una salida laboral a este importante colectivo, y si es en el seno de las Fuerzas Armadas, mucho mejor, porque no se puede tirar por la borda toda la experiencia adquirida por estos hombres y mujeres por el hecho de tener una edad que, en estos tiempos, se puede considerar aún joven.
Melilla Hoy.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.melillahoy.es