Melilla Hoy 9/08/2020
9 de agosto de 2020, 14:05:24
Sanidad


Harán test rápidos a los sanitarios y los trabajadores y usuarios de la Residencia, Gota de Leche y Gámez Morón

Salud Pública explicó ayer a los profesionales de los centros donde se van a realizar cómo se deben llevar a cabo estos test rápidos y hoy serán distribuidos, aunque cada centro empezará a usarlos en función de su organización

Por Paqui Sánchez T.

Los 1.088 test rápidos que ha enviado a Melilla el Ministerio de Sanidad, y los 1.200 que ya han llegado en una primera tanda de los 10.000 comprados por la Ciudad Autónoma, van a ser aplicados a personas asintomáticas de determinados colectivos siguiendo un orden, entre ellos trabajadores y usuarios de centros de mayores y personal sanitario. En rueda de prensa, el consejero de Salud Pública, Mohamed Mohamed Mohand, explicó que estos test se aplicarán primero a los trabajadores y los usuarios de la Residencia de Mayores, del Centro Asistencial la Gota de Leche y del Centro Gámez Morón, destinado este último a personas con discapacidad intelectual.


En una segunda fase, que se desarrollará a la par, los test rápidos se harán a los trabajadores que prestan servicio en el ámbito sanitario en Melilla, como médicos, enfermeros, personal de limpieza, técnicos de ambulancia celadores, etc., así como a “las valientes personas” que desarrollan el servicio de Ayuda a Domicilio.
Posteriormente, cuando sigan llegando los test rápidos a Melilla, se procederá a hacerlos al personal de los cuerpos de seguridad y de los demás servicios esenciales, ha explicado el consejero, que ha descartado que por ahora se vaya a realizar a los trabajadores de los supermercados, ya que estos test “son limitados” y es necesario “priorizar colectivos”.
No obstante, dejó abierta la posibilidad en caso de que Melilla pudiera disponer de test suficientes para hacer estas pruebas “de forma masiva” a la población, algo que dice desconocer en estos momentos.

Cambio de criterio
El consejero admitió el cambio de criterio que se ha seguido respecto a los test rápidos, ya que hace escasos días negó que se fueran a realizar a colectivos o profesiones, si bien justificó que desde que empezó la pandemia, “la vida ha sido muy cambiante” y las decisiones se han ido tomando y adaptando conforme se ha ido conociendo más el coronavirus.
“Vamos aprendiendo del virus y actuando en consecuencia”, afirmó Mohand para señalar que la situación ahora es la de hacer test rápidos a las personas asintomáticas que están más expuestas al virus y trabajan con personas vulnerables, así como a estos colectivos “muy sensibles”, de ahí que considere “razonable” que se les hagan estas pruebas.
Avanzó que los resultados de los test rápidos, que tienen una fiabilidad del 100%, no se contabilizarán como PCR porque “no son lo mismo” y los primeros únicamente son “una medida complementaria, no sustitutiva” de los PCR, que sí son pruebas oficiales, pero se reflejarán en el recuento que se da a conocer a través de la web abierta sobre el coronavirus en Melilla con un nuevo apartado “en favor de la transparencia”.

Explican su uso
Respecto a su uso, explicó que técnicos de Salud Pública explicaron ayer a los profesionales de los centros donde se van a realizar cómo se deben llevar a cabo estos test rápidos y hoy serán distribuidos, aunque cada centro empezará a usarlos en función de su organización.

Mohand delega sus competencias de Economía

El consejero de Economía y Políticas Sociales, Mohamed Mohamed Mohand, ha delegado sus competencias económicas a la consejera de Hacienda, Empleo y Comercio, Dunia Almansouri, para centrarse en las de Salud Pública y Políticas Sociales durante la crisis sanitaria del coronavirus. Mohamed Mohand explicó que Almansouri se encargará del modelo económico y el diseño de un “plan amplio” de medidas para luchar contra la crisis económica que se derivará de esta pandemia y ayudar a las empresas y autónomos de la ciudad. “No podemos dejar a nadie atrás”, dijo.

Prórroga en el IMI; las ayudas de emergencia, aún sin aprobar

La Consejería de Economía y Políticas Sociales ha prorrogado la prestación del Ingreso Melillense de Inserción (IMI) a aquellos beneficiarios a los que se les terminaba esta ayuda en estas fechas, según informó ayer el consejero Mohamed Mohamed Mohand. Su departamento se encuentra ahora a la espera del Ingreso Mínimo Vital anunciado por el Gobierno central.
Respecto a la subida de 500 a 1.000 euros de las ayudas de emergencia, que Mohand anunció el 1 de abril, aún no ha pasado por Consejo de Gobierno, pese a que se han celebrado dos desde entonces: el 3 y el 15 de abril. Ayer dijo que pasaría hoy.

Melilla Hoy.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.melillahoy.es