www.melillahoy.es

El candil

 ¡¡Aleluya!!

¡¡Aleluya!!

Manuel La Parra Ripio

martes 13 de marzo de 2018, 04:00h


Acabo de leer la prensa en Melilla Hoy, y dice que el INGESA y la Ciudad Autónoma han preparado un registro sobre enfermedades raras ¡¡Aleluya!! Por fin vamos a controlar la política.

Desde el punto de vista del ciudadano hemos de agradecer el esmero de la Ciudad por llegar a tal acuerdo con el Ingesa, con el fin de seguir esos casos tan particulares y que, precisamente, por particular en una escala de valores debemos estar atentos a estos sufrimientos que se padecen. Los que por ser de una incidencia específica en la población, se debe de atender "muy detenidamente" dándoles el trato especial o específico que se merecen muy particularmente.
Otra medida a tener en cuenta, es que de esta manera controlada evitaremos con el tiempo que se sobrepasen las tasas europeas, cuyo costo de sufrimiento nos abocaría a una peligrosa "pandemia" espiritual y por supuesto física. Hoy en día ya padecemos una sobre tasa y es causa esta de las reducciones económicas que en materia de Sanidad tenemos, así como copagos para compensar los gastos de la masificación que por otras atenciones, agenas a lo raro son ampliadas como resultados de la viciada sociedad consumista "black" que hay, ejemplo la ambición y adulteración de una vida natural que, hoy se ha visto manoseada.

Por supuesto que hay que buscar una salida efectiva a todo esto, no podemos seguir de brazos cruzados aunque sea cómodo. Por eso, esta iniciativa de la Ciudad es un paso al inicio de mirar al individuo como unidad y no como una masa, dándole a su voluntad el valor que tiene en su momento como útilidad para la continuidad del "tratamiento".