www.melillahoy.es
Le piden un año de cárcel por cargar un seguro en cuenta ajena

Le piden un año de cárcel por cargar un seguro en cuenta ajena

El acusado se habría hecho con los datos bancarios al “echar una mano” al marido de la víctima con Hacienda

jueves 15 de marzo de 2018, 04:00h
El 18 de agosto de 2015, el acusado realizó la contratación de un seguro para su vehículo, un Volkswagen Golf, vía internet. Para la contratación de dicha póliza dio los datos bancarios de una mujer, la víctima, supuestamente sin su consentimiento. Según la versión de la Fiscalía, el acusado se habría hecho con los datos bancarios meses antes, al “echar una mano” al marido de la víctima con unos papeles de Hacienda. La Fiscalía, considerando que ya le constan antecedentes por estafa, interesó para él la imposición de una pena de un año de prisión
El 18 de agosto de 2015, sobre las doce y media del mediodía, el acusado realizó un trámite online para la contratación de un seguro para su vehículo, un Volkswagen Golf. Dicho trámite le supuso un desembolso de 30 euros y generó un cargo de 426,86 euros.
Todo esto no pasaría de ser una contratación como tantas si no fuera porque el acusado utilizó los datos bancarios de una tercera persona sin su consentimiento para domiciliar el cargo del seguro.
Según relata el Ministerio Público en su escrito de acusación, el acusado supuestamente habría aprovechado la relación de confianza que con él tenía el marido de la afectada para hacerse con los datos bancarios. Al parecer, meses antes de que se produjera la supuesta estafa, el marido de la víctima acudió al confiado al locutorio del acusado para pedirle ayuda “para rellenar unos papeles de Hacienda”; el acusado prestó la ayuda que se le requirió, pero se guardó una copia de los datos de la cuenta de la víctima.
Aprovechando la información de la que se había apoderado ilícitamente y con ánimo de incrementar su patrimonio, realizó el trámite con la aseguradora de manera fraudulenta.
Pese a que el acusado se acogió a su derecho a no declarar y a que no comparecieron testigos en el juicio, el Ministerio Público mantuvo su petición, interesando para el acusado la imposición de una pena de un año de prisión por un delito de estafa. El juez, por su parte, advirtió al acusado de que “tuviera cuidado”, puesto que ya le constaban antecedentes penales por el mismo delito (computables a efecto de reincidencia), puesto que había sido condenado por una estafa anterior.