www.melillahoy.es

C´s denuncia los múltiples problemas de los vecinos de Príncipe de Asturias

El comercio atípico colapsa las aceras
El comercio atípico colapsa las aceras

Inseguridad, peleas, suciedad, insalubridad y falta de aparcamientos son algunas de las cuestiones principales

jueves 12 de julio de 2018, 04:00h
El portavoz de Ciudadanos, Eduardo de Castro, denunció ayer los múltiples problemas que padecen los vecinos de la calle General Astilleros, en concreto los de Príncipe Felipe que precisan medida urgentes, como son peleas, suciedad, insalubridad, venta ilegal y falta de aparcamientos que les complica poder disfrutar del lugar en el que residen.
Afirma Eduardo de Castro que la denuncia que realizaron hace una semana sobre suciedad y malos olores por acumulación de residuos en determinadas calles y barrios de la ciudad, ha tenido un doble resultado positivo: por un lado se han limpiado estas zonas,-aunque echa en falta un baldeo con desinfectante-, y en segundo lugar, más melillenses han acudido a esta formación para denunciar situaciones similares en sus barriadas.

El portavoz de ciudadanos no responsabiliza a los trabajadores de la empresa de limpieza de esta situación, sino a la Ciudad Autónoma que "debe vigilar el contrato para que se lleve a efecto y la empresa cumpla con los pliegos de condiciones", y aunque felicita a Medio Ambiente por haber tomado cartas en el asunto, le anima a que "recarguen pilas" y se elimine la suciedad en el resto de barrios de la ciudad.

Príncipe de Asturias
Denuncia que un vecindario muy castigado no solo por la suciedad, es de las viviendas de la calle General Astilleros, tanto la promoción de VPO de Príncipe de Asturias como un bloque de iniciativa privada, con los que se han entrevistado para conocer sus quejas y demandas.
"Todos los días tienen que soportar inseguridad, tráfico colapsado, suciedad, gente del comercio atípico, venta ilegal de frutas y enseres en la misma acera, falta de aparcamientos por zona amarilla, peleas continuas porque hay una tienda que vende alcohol hasta altas horas de la madrugada, y gentes que vienen del país vecino que usan los jardines como urinarios", detalló.

Se quejó De Castro de que "la policía no pasa por ahí" y los vecinos, ante este cúmulo de situaciones "al final no pueden disfrutar del sitio donde viven", por lo que denuncia que Melilla "no se acaba en la Hípica o en Alfonso XIII, sino que hay vecinos en otras zonas de la ciudad que lo pasan mal".

Anunció que desde Ciudadanos "vamos a vigilar a estos vecinos para conseguir que tengan la dignidad precisa como cualquier otro barrio, porque no puede ser que los vecinos de la frontera tengan que vivir en un espacio sin ley y orden", de ahí que inste al Gobierno de la Ciudad a responsabilizarse y tomar medidas. Su partido, entre tanto, se compromete "a no dejar a nadie en la cuneta".