www.melillahoy.es
La formación pide el fin de la financiación extranjera de mezquitas
La formación pide el fin de la financiación extranjera de mezquitas

En VOX Melilla consideran las acusaciones de islamofobia como un intento de manipulación

La formación local recuerda que su programa propone actuar contra las injerencias económicas extranjeras y contra los discursos fundamentalistas, contrarios a los valores de convivencia presentes en la sociedad melillense

viernes 11 de enero de 2019, 04:00h
VOX Melilla ha emitido un comunicado en respuesta a las acusaciones de islamofobia que dos asociaciones melillenses han vertido sobre la formación mediante la publicación de una carta abierta los medios de comunicación. VOX Melilla recuerda que su programa únicamente defiende el cierre de mezquitas en las que se propaguen ideas fundamentalistas y la prohibición de la financiación de centros de culto por parte de países extranjeros. Desde la formación local consideran que la lucha contra el radicalismo religioso es “responsabilidad de todos”, en aras de mantener la “tradición de tolerancia” que caracteriza a nuestra ciudad.
VOX Melilla ha querido salir al paso de las acusaciones de islamofobia que sobre la formación han vertido la Asociación de Vecinos de la Cañada y la Asociación Islámica Imam Malik a través de la publicación en los medios de una carta abierta en la que, aludiendo a la beligerante postura crítica del polémico profesor Raad Salam frente al Islam, “se afirma categóricamente” que VOX es un partido islamófobo.
Desde la filial local de VOX consideran “desafortunado y totalmente fuera de lugar” que se pretenda “catalogar a toda una formación por las manifestaciones de uno de sus miembros” y recuerdan que la postura de VOX con respecto a la religión musulmana está claramente explicitada en el programa electoral, y se centra exclusivamente en la lucha contra el fundamentalismo islámico y la injerencia económica e ideológica de países extranjeros en el día a día de los españoles musulmanes.
“La postura del partido con respecto a la religión musulmana es de tolerancia y concordia, no siendo así con las vertientes radicales y violentas propias del Islam político, como son el salafismo o el wahabbismo, unas interpretaciones del Islam que consideramos contrarias a nuestros principios democráticos, constitucionales y de convivencia, y contra las que nos comprometemos a luchar haciendo uso de las vías habilitadas por la Ley”, sentencian desde la formación local.
VOX se posiciona contra la financiación extranjera para la construcción de lugares de culto (la mezquita de la M-30, de donde salieron los yihadistas que perpetraron el atentado del 11-M, está construida y financiada por Arabia Saudí) y defiende “el cierre de mezquitas y otros centros donde se propaguen ideas integristas como el menosprecio a la mujer, la yihad o la aplicación de la Sharia”.
Desde VOX Melilla anuncian que no darán “un paso atrás” en la defensa de los derechos de todos los ciudadanos melillenses, “independientemente de su religión o etnia”, una defensa que no está reñida con plantar cara al fundamentalismo religioso, algo que “la inmensa mayoría de los melillenses musulmanes comparten”.
“Hay que evitar que el radicalismo islámico haga presa en nuestra ciudad, apoderándose de nuestros hijos, generando división y fomentando la violencia”, insisten desde VOX Melilla, afirmando que la responsabilidad de luchar contra el mismo es “de todos los melillenses por igual” y recordando que el fundamentalismo “mancha internacionalmente el buen nombre de toda la Comunidad musulmana”.
VOX Melilla, que califica el fundamentalismo islámico como “un tipo extremadamente violento de totalitarismo ideológico”, ve en esta acusación de islamofobia un intento de manipulación para “apartar al electorado musulmán” del partido, y considera que este calificativo se usa de manera falaz; “como sostiene la intelectual somalí Ayaan Hirsi Ali, el uso malintencionado de este término confunde el análisis crítico del Islam como religión -o de sus variantes fundamentalistas- con la estigmatización de sus creyentes, cosa que, desde VOX, rechazamos rotundamente”, sentencian.
Para terminar su comunicado, VOX Melilla invita a la ciudadanía a conocer sus propuestas, visitando el punto de información que el partido ha habilitado recientemente en la Calle O’Donell 8, de 10 a 13h y de 17 a 19:30h; “si estás de acuerdo con que el fundamentalismo es una amenaza, si no quieres que influencias y corrientes extranjeras sustituyan la tradicional cultura de convivencia melillense [...] y si quieres que se persiga el extremismo… Quizás lo que te ocurra es que ya seas de VOX”, concluyen.