www.melillahoy.es

El Colegio La Salle se convierte en Hermano Honorífico de la Flagelación

Elhermano mayor del Flagelado entrega la distinción a los responsables de La Salle
Elhermano mayor del Flagelado entrega la distinción a los responsables de La Salle

La cofradía de Batería Jota busca así agradecer la estrecha colaboración que siempre ha existido con el centro

domingo 31 de marzo de 2019, 04:00h
Los responsables del Colegio La Salle-El Carmen, recibieron ayer el título de Hermano Honorífico de la Cofradía de la Flagelación, en un acto que se desarrolló en la parroquia de la Medalla Milagrosa y con el que la hermandad de Batería Jota, en la finalización del triduo a sus santos titulares, vino a afianzar el vínculo que tradicionalmente ha existido con el centenario centro melillense. Ayer también, al finalizar la Misa, se procedió a la entrega de Medallas a los nuevos hermanos y hermanas cofrade.
A las siete de la tarde, tras la Función Solemne ofrecida por el consiliario de Flagelación, el párroco Rafael López, se procedió a la imposición de medallas a los nuevos hermanos, en una Parroquia repleta de fieles y devotos, alumnos, profesores y Hermanos del colegio La Salle, que deseaban ser testigos directos del acontecimiento.

Distinción
Se iniciaba la lectura del acta, en el que la Junta de Gobierno, por acuerdo unánime previo a consulta en Cabildo General de Hermanos para su aprobación, decide distinguir al colegio La Salle – El Carmen de Melilla, como Hermano Honorífico de la Hermandad. De aquel Cabildo celebrado el pasado 28 de febrero, los hermanos de la Venerable Cofradía y Hermandad Franciscana de Ntro. Padre Jesús de la Flagelación y Ntra. Sra. del Mayor Dolor, aprobaron de forma unánime la propuesta.

Roberto Vargas, Hermano Mayor, hizo entrega a Prospero Basset, y al hermano Celerino, director del centro y director de la Comunidad de Hermanos respectivamente, del acta y documento que otorgan al centro tal distinción, para acabar compartiendo en el Salón de Tronos de la Hermandad, un ágape con todos los asistentes.

Historia de una hermandad
“La procesión de los niños”. Con este popular título ha sido conocida la procesión del Domingo de Ramos en Melilla, debido a la gran participación de niños y niñas que formaban parte de aquellos cortejos de la recién nacida Flagelación. La Melilla de los años 40 veía como los alumnos de la Salle participaban en los desfiles procesionales de Batería J portando palmas, estandartes, cruces, regando las calles de pétalos, vistiendo a la usanza hebrea, en definitiva, formando interminables filas de penitentes.
"No conocemos el origen exacto de la vinculación entre el colegio y la Venerable Cofradía, podemos imaginar que se debiera al enlace entre las escuelas Cristianas con la Parroquia de Ntra. Sra. de la Medalla Milagrosa o a la cercanía de la Iglesia y el colegio.Tampoco sabemos determinar con exactitud que ocurrió para que, ya en épocas más recientes este vínculo se desvaneciera. Posiblemente, la fatídica ausencia de procesiones en nuestra ciudad, propiciara el desenlace de nuestra unión", se indicó en el acto.

Pero siempre ha sido un anhelo por parte de la Flagelación, "volver a contar con la participación de los hermanos, profesores y alumnos de La Salle", como registran los libros de actas de cabildos, las innumerables cartas y escritos en los que se cita tal deseo, incluso, queda en el archivo histórico de la Hermandad, registro audiovisual de una entrevista con el hermano Crescencio, “en la que da cuenta de todo cuanto en este escrito afirmamos, sin saber determinar ni el momento, ni el motivo que propiciaría de nuevo esta unión”.

De forma minuciosa la Junta de Gobierno de la Cofradía ha trabajado desde su reciente nombramiento, para conseguir afianzar los lazos entre las dos instituciones, "hecho que otorgará más realce si cabe, no solo a la procesión del Domingo de Ramos, si no a la Semana Santa y por ende, a nuestra ciudad, porque así se entiende desde Flagelación que debemos trabajar las Hermandades, propiciando la estrecha colaboración entre estamentos, en pro de la unidad y de la Fe", apostillan.