www.melillahoy.es

Almansouri demanda políticas de discriminación positiva para Melilla en materia de empleo

jueves 04 de abril de 2019, 04:00h
La diputada de CPM, Dunia Almansouri, aseguró que no resulta “nada nuevo” que las cifras de desempleo en Melilla hayan vuelto a crecer un mes más, 400 en marzo según los datos conocidos esta semana, de ahí que desde CPM “llevamos tiempo exigiendo al Gobierno central y loca que apliquen medidas concretas para que esa tendencia se pueda paliar de alguna manera”.

La cepemista reivindicó en este sentido “una discriminación positiva” del ejecutivo central para combatir un problema como el desempleo que es “estructural y crónico” en Melilla.

Propuestas
Mantiene la formación localista que el descenso de las cifras del paro que se han registrado en la ciudad en meses anteriores “no son reales, y que más que a un incremento del empleo” responden “a una baja de demandantes de empleo por distintos motivos, como se penalizados por parte del Servicio Público de Empleo, gente que se ha ido o melillenses que han desistido de buscar empleo”.

Acusó a los partidos que han tenido y tienen responsabilidad de gobierno como el PSOE y el PP, de no haber aportado soluciones, sólo de ser beligerantes cuando están en la oposición. La consecuencia de todo ello es que los desempleados sigan esperando encontrar trabajo a través de la iniciativa privada o con los planes de empleo, mientras que “la tasa de paro juvenil en la ciudad es la más alta de Europa”.

Tiene claro que se necesitan “medidas que generen riqueza y empleo de manera estable, y de nada vale que se bequen a 150 alumnos durante seis meses o que se abra un nuevo plan de empleo”. Criticó que los parlamentarios melillenses en las cortes no hayan presentado iniciativas o propuestas al respecto y le pregunta a la senadora Sofía Acedo que cuánto ha costado sus intervenciones al erario público porque “apenas si se pueden contar con los dedos de una mano”.

Por todo ello indicó que CPM se presenta a las elecciones generales por primera vez y que está confeccionando un decálogo que firmarán ante notario con los compromisos que asumen ante los melillenses, en el que el empleo será “nuestro caballo de batalla” y dijo que en el momento que “nuestro voto sea determinante, vamos a exigir al Gobierno de turno una serie de mejoras para que en Melilla tengamos no cero paro, pero sí al menos estar en la media nacional”. Exigirán medidas a largo plazo que favorezcan la implantación de empresas que “puedan dar empleo a largo plazo, nada de cursos becados o planes de empleo, sino empleo estable para que los melillenses no dependan del gobierno de turno”.