www.melillahoy.es
El plan incluye actuaciones a corto, medio y largo plazo y tiene un presupuesto de 32.719.236 euros
Ampliar
El plan incluye actuaciones a corto, medio y largo plazo y tiene un presupuesto de 32.719.236 euros

Interior analiza los avances para reforzar y modernizar las fronteras de Melilla y Ceuta

El ministro informó en esta reunión, a la que asistió la delegada del Gobierno, de que próximamente se pondrá en marcha un sistema de reconocimiento facial que permitirá incrementar la seguridad y agilizar los trámites de control

viernes 31 de mayo de 2019, 04:00h
El ministro del Interior en funciones, Fernando Grande-Marlaska, se ha reunido este jueves con las delegadas del Gobierno en Ceuta y Melilla, Salvadora Mateos y Sabrina Moh, para analizar los avances en los trabajos de refuerzo y modernización del sistema de protección fronteriza terrestre en las dos ciudades autónomas.
En una nota de prensa, la Delegación del Gobierno en Melilla ha informado de que en la reunión también han participado la secretaria de Estado de Seguridad, Ana Botella; los directores generales de la Policía Nacional y la Guardia Civil y diversos cargos del Ministerio del Interior.
En ella se ha analizado el estado de los trabajos de refuerzo y modernización de la frontera que se han llevado a cabo hasta ahora y se han expuesto los que se desarrollarán hasta 2020.
Entre los proyectos ya culminados figura la actualización y mejora del sistema de circuito cerrado de televisión (CCTV) en todo el perímetro fronterizo de Ceuta, que entró en funcionamiento el pasado 28 de mayo.
Esta mejora comprende la sustitución de 41 cámaras DOMOS y 11 cámaras fijas por un número equivalente de cámaras nuevas y con mayores prestaciones, además de la instalación de 14 nuevas cámaras técnicas y una plataforma de control del sistema CCTV más moderna.
Próximamente, se pondrá en marcha un sistema de reconocimiento facial en los pasos fronterizos de Ceuta y Melilla que permitirá incrementar la seguridad de los puestos fronterizos y agilizar los trámites de control de fronteras.
Igualmente, se han culminado todos los trámites para cometer en los próximos meses la adecuación de las zonas de tránsito de peatones en el puesto fronterizo de El Tarajal, en Ceuta.
Estas obras incluirán rehabilitaciones y reordenaciones de estructuras existentes, así como nuevas instalaciones que dotarán de mayor fluidez y comodidad al tránsito de personas, además de mejorar las condiciones de seguridad.
Con estas actuaciones se da cumplimiento a la primera fase del plan aprobado en Consejo de Ministros el 18 de enero de 2019 para el refuerzo y modernización del sistema de protección fronteriza terrestre en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla. El objetivo es incrementar la prevención contra la inmigración irregular, mejorar la eficiencia y seguridad de los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y asegurar el pleno respeto a los derechos humanos.
El plan incluye actuaciones a corto, medio y largo plazo, cuenta con un presupuesto de 32.719.236 euros, y es susceptible de ser cofinanciado hasta el 75 por ciento de su importe con fondos europeos a través del Fondo de Seguridad Interior o del Fondo de Asilo, Migración e Integración.
Además de las medidas que ya se están completando, está en marcha la modernización y refuerzo de las infraestructuras de los perímetros fronterizos de Ceuta y Melilla, así como la nueva red de fibra óptica y la ampliación del sistema CCTV del perímetro de Melilla.
La última fase de este proyecto culminará con la sustitución de las concertinas por otros medios no cruentos que garanticen mejor la seguridad.
Todas estas actuaciones se llevarán a cabo en colaboración con las autoridades de Marruecos.
La necesidad de implementar este plan nace del hecho de que las infraestructuras fronterizas de Ceuta y Melilla, junto con los sistemas de seguridad incorporados a las mismas, presentan en la actualidad un importante grado de obsolescencia y deterioro.
Estas infraestructuras fueron construidas en 1988 y la última gran reforma se remonta a un plan de 2005, después de la cual sólo se han realizado obras y reformas puntuales, según informa el Ministerio del Interior. El departamento que dirige Marlaska asegura que algunos elementos, como la concertina, no están siendo hoy en día un obstáculo de relevancia para impedir las entradas irregulares “y, sin embargo, suponen un alto riesgo para la integridad física de las personas”.