www.melillahoy.es
Agentes del GEAS intentaron sacar de la orilla de la Ensenada de los Galápagos la embarcación deportiva, que quedó encallada en la arena
Ampliar
Agentes del GEAS intentaron sacar de la orilla de la Ensenada de los Galápagos la embarcación deportiva, que quedó encallada en la arena (Foto: Guerrero)

La Guardia Civil aborta la salida clandestina desde Galápagos de una patera con riesgo de hundirse

Era una embarcación deportiva que fue detectada dirigiéndose hacia la playa de madrugada sin luces.- A la llegada de los agentes, estaban embarcando 12 inmigrantes magrebíes y la patera trató de huir acometiendo a la patrulla del GEAS

lunes 22 de julio de 2019, 04:05h
La Guardia Civil abortó ayer de madrugada la salida clandestina de la Ensenada de los Galápagos de una embarcación deportiva con 12 inmigrantes marroquíes en una actuación donde resultaron detenidos el patrón y un individuo que le prestaba apoyo desde tierra. La patera, en su intento de huida, trató de acometer a los agentes sin conseguirlo. Esta intervención evitó que la embarcación saliera con grave riesgo de hundimiento debido a las malas condiciones de la mar y el exceso de peso que llevaba.
En una nota de prensa, la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla informó de que los hechos ocurrieron ayer de madrugada, a las 4.45 horas, en la Ensenada de los Galápagos, cuando el servicio de impermeabilización fronteriza observó la presencia de una embarcación que despertó sus sospechas.
La embarcación recreativa se aproximaba a la costa sin luces y amparada en la oscuridad hacia la Ensenada de los Galápagos, por lo que la Guardia Civil activo a todas las patrullas por tierra y por mar con el Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS).
Los agentes llegaron al lugar justo cuando el barco se había acercado a tierra para recoger a personas, con la intención de embarcarlos y dirigirse a costas peninsulares.
La operación de abordaje de la embarcación para abortar su salida resultó dificultosa y con riesgo, ya que las personas que se encontraban en la embarcación, al verse sorprendidas por la Guardia Civil, “no dudaron en embestir con la suya en el intento de huida”.
Sin embargo, la pericia de los agentes del GEAS evitó que se produjera una colisión, logrando evitar el acometimiento y reducir al patrón de la patera.
En el momento de la intervención policial se encontraban en el lugar doce personas, siete de las cuales ya estaban dentro de la embarcación y los otros entre las rocas, provistos de chalecos salvavidas que, al ver lo que sucedía y el despliegue policial, intentaron huir en diversas direcciones, aunque ninguno de ellos lo consiguió y todos fueron interceptados.

Detenidos
El instituto armado expresó su convencimiento del “riesgo cierto de hundimiento o vuelco” que habrían sufrido los inmigrantes en caso de haber logrado su objetivo de salir de las costas de Melilla hacia la península, debido al fuerte viento de levante y la mala mar que reinaba esta madrugada, así como por el sobrepeso que sufría la embarcación por la gran cantidad de personas que iban a viajar en ella.
La Guardia Civil ha detenido a dos individuos, el patrón, de nacionalidad marroquí, y un español que le prestaba apoyo desde tierra y hacía labores de vigilancia, que pasarán a disposición judicial como presuntos autores de un delito contra los ciudadanos extranjeros, más conocido en el argot como de tráfico de inmigrantes.
Asimismo, ha interceptado a 12 inmigrantes, a los que se les ha impedido hacerse a la mar en tan malas condiciones, todos ellos son varones, jóvenes, indocumentados, que dicen ser de nacionalidad marroquí, que pasarán a disposición judicial en calidad de testigos de los hechos delictivos y han sido acogidos en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI).
Agentes del GEAS estuvieron trabajando ayer para intentar sacar de la orilla de la Ensenada de los Galápagos la embarcación deportiva, que quedó encallada en la arena.