www.melillahoy.es

El sindicato califica como “barbaridad” que el CPR lleve un año cerrado y no se sepa nada desde que se le cayó el techo

Imagen del futuro centro escolar Gabriel de Morales
Imagen del futuro centro escolar Gabriel de Morales

CSIF solicita que se ponga la primera piedra del colegio Gabriel de Morales antes del año 2020

miércoles 24 de julio de 2019, 04:00h
El vicepresidente de CSIF Educación, Sergio Ramírez, solicita al Ministerio de Educación que se ponga la primera piedra del colegio Gabriel de Morales antes del año 2020 para poder luchar contra las “ratios ilegales” que sufre la ciudad de Melilla. Además, recordó que tendrá cuatro líneas y que le quedan aproximadamente tres años de construcción o incluso cerca de cuatro años debido a las circunstancias a nivel nacional porque “no hay Gobierno ni presupuestos”. También, el sindicato educativo calificó como “barbaridad” que el Centro de Profesores y Recursos (CPR) lleve un año cerrado y no se sepa nada desde que se le cayó el techo en enero de este año.
El vicepresidente de CSIF Educación explicó que es “muy importante” que se ponga la primera piedra del centro educativo Gabriel de Morales porque “ya es muy tarde y cada 17 de septiembre el presidente de Melilla lleva diciendo que Melilla contará con un nuevo colegio, pero todavía no se ha construido”.

Gabriel de Morales
El sindicato destaca que quedan tres años o incluso cuatro para que puedan finalizar las obras del centro Gabriel de Morales. Por ello, cree que es “esencial” que se ponga la primera piedra y que “se pueda acabar cuanto antes”.

Asimismo, Sergio Ramírez dejó claro que las “ratios ilegales” que sufre la ciudad de Melilla se combaten con la construcción de centros escolares y no con las aulas modulares ni con el Centro de Profesores y Recursos (CPR).

Sobre qué piensa CSIF de la reutilización del Gabriel de Morales tal y como dijo la consejera de Educación, Gloria Rojas, para una escuela infantil, respondió que “no lo vemos viable porque es un centro del Ministerio de Educación y lo que realmente hace falta son más centros y no la reutilización”.

En este asunto, Ramírez expuso que hay otros sitios “más viables” para una escuela infantil, a su parecer, una “buena idea” sería que cuando esté construido el colegio Gabriel de Morales, esos pequeños pueden estar en la Casa de la Juventud.

Además, dejó claro que en la Casa de la Juventud podrían entrar de 0 a 3 años más de 100 pequeños como los niños que están actualmente.

CSIF calificó como “una barbaridad” que el CPR lleve cerrado un año y no conozcan la situación, ni el informe del arquitecto del Ministerio. “No hay informe ni sabemos cómo está, no han dicho nada ni el Ministerio de Educación ni la Ciudad Autónoma, no sabemos si se podrá arreglar o si habrá que derribar el edificio”, sostuvo.

IES Jardín Valenciano
Respecto a la situación del Instituto Jardín Valenciano, CSIF esperaba que pudiera abrir sus puertas sobre el mes de septiembre porque “se ha retrasado dos meses y va a estar listo a finales de diciembre, es importante que esté listo en esa fecha porque hay que hacer trámites burocráticos y tardarán”.

En este Instituto, Ramírez aseveró que van a ir los alumnos del IES Virgen de la Victoria porque es un sitio “muy pequeño”. También, indicó que en ese centro “algunos compañeros dan clases debajo de una escalera”. Por ello, esperaban que Jardín Valenciano estuviera listo en septiembre y empezaran a ir todos los melillenses.

2º fase de aulas modulares
En otro orden de cosas, CSIF destacó que es “impresionante” como van a poder finalizar la segunda fase de las aulas modulares, queriendo felicitar al Ministerio y a la empresa porque pensaban que podría estar a finales de este año. Aunque, recordó que faltan trámites burocráticos.
“Es increíble que esté terminada la segunda fase, los pequeños podrán empezar a partir de diciembre si el equipo directivo quiere o lo consultarán a los padres por si quieren cambiar a sus hijos a mitad del curso”, comentó.

En cuanto al Tribunal de Educación Infantil de las oposiciones al Cuerpo de Maestros, Ramírez respondió que han acabado todos los tribunales, ya han salido las notas y solo queda hacer los baremos. “Las compañeras están muy contentas porque ya han terminado el proceso después del parón que hubo con el perito caligráfico”, dijo.

30 ceutíes en las listas de interinos
El vicepresidente de CSIF apuntó que calculaba que habría aproximadamente entre 30 y 50 docentes ceutíes en las listas de interinos de Melilla. Señaló que sería “conveniente” que se hiciera un llamamiento único para que coincida la cita en Ceuta y Melilla porque “es igual que unas oposiciones, se haría un llamamiento único para que no puedan apuntarse en dos sitios diferentes, sino que tengan que elegir uno”.

Aunque, expuso que CSIF hizo hicimos una encuesta a sus bases y “prácticamente nadie quería hacer un llamamiento único, pero hemos visto que estas circunstancias son diferentes”. Ramírez recordó que mandaron un escrito al Ministerio para que no ocurriera esta situación y cree que son “bastantes” los 30 ceutíes en las listas que podrían quitarles el empleo a los melillenses.