www.melillahoy.es
Criticó que la Delegación del Gobierno “eche la culpa a que vienen muchos coches en los barcos” en lugar de intentar “dar algún tipo de solución”
Ampliar
Criticó que la Delegación del Gobierno “eche la culpa a que vienen muchos coches en los barcos” en lugar de intentar “dar algún tipo de solución” (Foto: Guerrero)

Vox pide al Gobierno de España que “apriete las clavijas a Marruecos” para agilizar el tránsito fronterizo

Insta a adoptar “algún tipo de medida drástica, rápida, y con movimiento” para evitar que cientos de familias que llegan a Melilla para pasar al país vecino en la Operación Paso del Estrecho tengan que esperar durante horas en condiciones “infrahumanas”

lunes 05 de agosto de 2019, 04:04h
Vox ha pedido al Gobierno de España que “apriete un poquito las clavijas a Marruecos” para que agilice el paso fronterizo ante el mayor trasiego de vehículos con motivo de la Operación Paso del Estrecho (OPE), lo que está generando aglomeraciones de cientos de familias que esperan durante horas para pasar la frontera.
El presidente de Vox Melilla, Jesús Delgado Aboy, se desplazó ayer al paso fronterizo de Beni-Enzar para denunciar la “situación dantesca” que sufren numerosas familias marroquíes que llegan en barco a la ciudad con intención de acceder a Marruecos por dicha frontera.
El sábado, en solo una mañana, llegaron a Melilla cerca de mil vehículos en el marco de la OPE, que se sumaron a los muchos melillenses que también querían pasar la frontera hacia Marruecos para disfrutar del fin de semana en el país vecino.
Ayer, según los datos de Vox, la cifra iba a ser similar ya que, además de los 400 vehículos que había por la mañana en la explanada de espera para pasar la frontera, estaba previsto que a las 12.30 horas llegaran en barco a Melilla otros 240 y a las 15.30 horas, 300 más.
El líder de Vox incidió en las condiciones “infrahumanas” en las que deben esperar estas familias, la mayoría con niños pequeños, al verse obligadas a estar durante horas a 40 grados, sin toldos ni zonas de sombra en la explanada, hasta el punto que una ambulancia se tuvo que trasladar ayer a la zona para llevar a un afectado por deshidratación a un centro de salud.
A ello se une que la cola de melillenses que quieren pasar la frontera es de varios kilómetros y llega hasta el paso fronterizo de Barrio Chino, “una auténtica barbaridad” en palabras de Delgado Aboy, que se preguntó “dónde están los agentes sociales, sobre todo los que defienden tan encarecidamente los derechos humanos”.
A dichas organizaciones, el responsable de Vox les instó a desplazarse a la explanada de la frontera de Beni-Enzar, como hicieron ayer los responsables de este partido político, para “ayudar un poco” a esas familias ofreciéndoles agua y asistencia, ya que “es una barbaridad que tengan que estar 7 horas” bajo el sol mientras esperan para pasar la frontera.

Imprevisión
En este punto, criticó que la Delegación del Gobierno “eche la culpa a que vienen muchos coches en los barcos” en lugar de intentar “dar algún tipo de solución” a “una frontera tan poco operativa” como la de Melilla, e insistió en que “si Marruecos está haciendo un tapón”, hay que apelar al Gobierno de España para “apretar un poquito las clavijas” al país vecino.
Delgado Aboy recordó que los afectados son ciudadanos de Marruecos “que no pueden estar aquí en condiciones infrahumanas” como están sufriendo, algo “inaudito” ante lo que insta a adoptar “algún tipo de medida drástica, rápida, y con movimiento”.
Además, el presidente de Vox consideró que este problema también está generado por una falta de previsión, ya que “si se prevé que esto va a ocurrir, hay que poner los medios necesarios para que la gente que venga tenga todos los medios de subsistencia”, como toldos, y “lo más importante” es que se llegue a un acuerdo con Marruecos para agilizar el paso.
Delgado Aboy arrancó los aplausos de algunas de las familias que llevaban varias horas esperando para pasar la frontera hacia Marruecos, por las que los dirigentes de Vox se interesaron recorriendo parte de la cola de vehículos que estaban situados en la explanada.