www.melillahoy.es
Hassan Mohatar en el momento de acudir al río para ver si realmente había más borregos muertos y comprobar que se trataba de pieles y despojos de dos borregos
Ampliar
Hassan Mohatar en el momento de acudir al río para ver si realmente había más borregos muertos y comprobar que se trataba de pieles y despojos de dos borregos

Hassan Mohatar acude al río para comprobar personalmente que no hay más borregos muertos pero sí despojos abandonados

Tras la denuncia pública de la existencia de más corderos sin vida en la ciudad

sábado 10 de agosto de 2019, 02:34h
Tras la publicación en redes sociales de un post la mañana del viernes en el que se denunciaba el hallazgo este viernes de nuevos cadáveres de borregos en el río, en concreto debajo del puente que existe junto a la frontera de Farhana, el consejero de Medio Ambiente y Sostenibilidad Hassán Mohatar se fue personalmente al lugar al advertirse de que podría tratarse de “un foco de infecciones y afectar a la salud pública”. Sin embargo, el titular de Medio Ambiente comprobó personalmente que no eran borregos, sino pieles de cordero. “Son despojos” ha confirmado a MELILLA HOY el consejero Hassan Mohatar.
El propio consejero aportó estas imágenes para corroborar que lo sucedido este viernes no tiene nada que ver con la aparición la pasada semana de 41 borregos muertos en el Río de Oro.

Al respecto, hay que recordar que propio Hassan Mohatar se personó en dicho espacio natural nada más recibir el pasado viernes el aviso de que estaban arrojando borregos, y pudo ver cómo había personas que estaban sacando los animales muertos, y también estaba uno de los dueños de la explotación ganadera con dos veterinarios de la Ciudad Autónoma, quien pidió perdón y justificó la acción en que tenían “miedo”. “Me he personado en la explotación, la tenemos identificada perfectamente y vi cómo se estaban desenterrando esos 41 borregos”, insistió Mohatar, convencido de que “aquí ha habido una intención por parte del empresario de saltarse la ley, con el consiguiente perjuicio que puede provocar para la salud pública”.