www.melillahoy.es
El hombre requirió asistencia sanitaria, ya que presentaba síntomas de asfixia y deshidratación
El hombre requirió asistencia sanitaria, ya que presentaba síntomas de asfixia y deshidratación

Sorprenden a un belga intentando llevar a su cuñado a Europa bajo el asiento trasero

Ambos han sido detenidos en esta actuación contra la inmigración irregular, que tuvo lugar en el puerto

sábado 24 de agosto de 2019, 04:07h
La Policía Nacional ha localizado en el puerto de Melilla a un individuo de 34 años y nacionalidad marroquí intentando llegar a Europa escondido bajo el asiento trasero de un vehículo que conducía su cuñado, que regresaba con su mujer y sus cuatro hijos menores de edad a Bélgica. En esta actuación contra la inmigración irregular han sido detenidos tanto el conductor, un belga de 36 años, como su cuñado, que requirió asistencia sanitaria con síntomas de asfixia y deshidratación.

En una nota de prensa, la Jefatura Superior de Policía de Melilla ha informado de que los hechos tuvieron lugar el jueves a las 23.30 horas, cuando el vehículo en el que viajaba la familia se disponía a pasar el control policial para embarcar con destino a Málaga.
Agentes del Grupo Operativo de Fronteras (GOF) detectaron que bajo el asiento trasero del vehículo, escondido debajo de unas mantas, había un hombre escondido al que tuvieron que realizar labores de asistencia humanitaria por el estado en el que se encontraba, dadas “las lamentables condiciones en que viajaba”.
Según la Policía, el hombre, que se encontraba “extenuado, con síntomas de asfixia y deshidratación”, pudo recuperarse totalmente en cuanto fue atendido.
Se trata de un marroquí de 34 años que pretendía llegar a Bélgica de forma ilegal, y que fue detenido junto a su cuñado, el marido de su hermana, un belga de 36 años, que conducía el vehículo, y en el que viajaban también su esposa y sus cuatro hijos menores de edad. Ambos han pasado a disposición judicial.
Esta actuación contra la inmigración irregular se produce en plena fase de retorno de la Operación Paso del Estrecho (OPE), en la que el jueves embarcaron en el puerto de Melilla para volver a Europa un total de 1.290 vehículos, de los cuales 270 iban en el buque donde pretendían embarcar los detenidos.

Moh destaca la “encomiable labor” de los agentes “en pro de la fluidez y la seguridad” durante la OPE

La delegada del Gobierno, Sabrina Moh, dedicó ayer dos tuits para expresar su reconocimiento y agradecimiento a los agentes de la Guardia Civil y la Policía “por su encomiable labor en pro de la fluidez y la seguridad” durante la Operación Paso del Estrecho (OPE), donde el pasado jueves se vivió “un día intenso”. También quiso poner en valor el trabajo de Protección Civil y quienes “están haciendo posible que la OPE “salga adelante con éxito”.