www.melillahoy.es
Aunque para los jóvenes pueda parecer algo increíble, hubo un tiempo en el que el cepemista y el popular congeniaban a la perfección y se llevaban como nadie (en la foto Imbroda saludando únicamente a Aberchán al término del pleno en el que se eligió a De Castro)
Ampliar
Aunque para los jóvenes pueda parecer algo increíble, hubo un tiempo en el que el cepemista y el popular congeniaban a la perfección y se llevaban como nadie (en la foto Imbroda saludando únicamente a Aberchán al término del pleno en el que se eligió a De Castro)

Una reunión entre Juan José Imbroda y Mustafa Aberchán ¿de qué hablaron?

miércoles 28 de agosto de 2019, 04:10h
En los “mentideros políticos” ayer corrió como la pólvora una supuesta reunión entre el ex presidente de la Ciudad y líder del PP Juan José Imbroda y el presidente de Coalición por Melilla (CPM) Mustafa Aberchán, aunque este hipotético encuentro no ha podido confirmarse oficialmente por ninguna de las dos partes.
El comentario se propagó con rapidez y recordó los famosos “Mentideros de la Villa”, unos espacios públicos y abiertos, situados en lugares estratégicos que durante los siglos XVI y XVII, jugaron un papel similar al que hoy desempeñan muchos medios de comunicación. Madrid era el lugar donde se ubicaban los tres más populares –las Gradas de San Felipe, el de los Representantes y el de las Losas de Palacio–, y los reyes y personajes de la corte, los sujetos principales de las malas lenguas.

En el caso de Melilla, la política es el objetivo y el solo hecho de que Juan José Imbroda y Mustafa Aberchán puedan tomarse un café juntos puede ser razón suficiente para dar lugar a todo tipo de especulaciones. Porque, aunque para los jóvenes pueda parecer algo increíble, hubo un tiempo en el que el cepemista y el popular congeniaban a la perfección y se llevaban como nadie, sobre todo en la etapa en la que compartieron gobierno: uno, Imbroda, como consejero de Economía, y otro, Aberchán, como titular de Medio Ambiente, en el llamado “Gobierno Palacios”, donde ellos dos llevaban la voz cantante.

Las continuas fricciones e incluso enfrentamientos públicos existentes en el actual ejecutivo que conforman CPM, PSOE y Ciudadanos, presidido por Eduardo de Castro, dan aún más aliciente a este posible encuentro porque no podemos olvidar que PP (10 diputados) y CPM (8) sumarían una amplia mayoría absoluta en el caso de que los cepemistas decidieran romper el tripartito y formar un gobierno alternativo con los populares.

Siguiendo con los comentarios de los “mentideros políticos”, la solución para hacer factible esta unión pasaría precisamente porque ni Juan José Imbroda ni Mustafa Aberchán fueran los presidentes de la Ciudad y se eligiera a una tercera persona de consenso para ambos partidos, entre los diputados/as autonómicos del PP.

De momento, todo son especulaciones que se ven a su vez salpicadas por la decisión del Tribunal Constitucional de rechazar el recurso del PP para declarar nulo el nombramiento de Eduardo de Castro como presidente de la Ciudad, tras sostener que no se postuló para el cargo, debido a que la demanda se presentó fuera de plazo.

La nueva temporada política melillense que arrancará a partir de septiembre, viendo como está el patio, parece que va a ser de todo menos aburrida.