www.melillahoy.es
El inicio del curso en todas las enseñanzas, excepto las postobligatorias, será el próximo 10 de septiembre
El inicio del curso en todas las enseñanzas, excepto las postobligatorias, será el próximo 10 de septiembre

CSIF cree que diez docentes más en este curso es “totalmente insuficiente” para las condiciones laborales de los profesores

Al sindicato de Enseñanza le parece bien que se amplíe el cupo de técnicos de Educación Infantil a 75 profesionales, pero piden que se incorporen “lo antes posible”

sábado 07 de septiembre de 2019, 04:00h
El vicepresidente de CSIF Educación, Sergio Ramírez, explicó a este Diario que diez docentes más en este curso 2019-2020 es “totalmente insuficiente” para las condiciones laborales de los profesores de la ciudad. Señaló que en Melilla harían falta unos 200 docentes más para poder solucionar las ratios ilegales en las aulas. Al sindicato de Enseñanza le parece bien que la Ciudad Autónoma y el Ministerio de Educación vayan a ampliar el cupo de técnicos de Educación Infantil a 75 profesionales, pero piden que se incorporen “lo antes posible”.
El vicepresidente de CSIF Educación respecto a que 120 familias tengan que demostrar su residencia “de forma fehaciente” en la ciudad, indicó que el sindicato siempre “ha dado la voz de alarma” porque tienen que acreditar el DNI y el padrón que es lo que viene en el Boletín Oficial del Estado como requisito para matricular a un menor en un centro educativo.

Sergio Ramírez recordó que el año pasado llevaron a cabo una concentración en la plaza de la Dirección Provincial criticando las “matriculaciones ilegales”. “Siempre que hemos visto algo que no nos ha parecido bien lo hemos dicho”, apuntó.

Respecto a las familias, expresó que no saben si son muchas o pocas, pero lo único que puede decir es que los colegios y los institutos están “a reventar y no cabe nadie más porque hay ratios ilegales en todos los centros educativos”.

Por ello, dejó claro que lo que tiene que hacer Educación es poner “remedio” porque hay muchos alumnos por clase y con la contratación de diez interinos para este curso “es insuficiente”. Además, aseguró que lo que hace falta en la ciudad son tres centros de Educación Infantil y Primaria y dos centros de Secundaria con un total de 200 docentes.

El vicepresidente de CSIF remarcó que entre 25 o 50 interinos cada año sería “un número apropiado porque diez docentes es insuficiente para las condiciones laborales de los compañeros”.
“Ampliar el número en cuatro o cinco docentes es poco, lo que hace falta son más docentes y más centros”, indicó.

En relación a la ampliación de los técnicos de Infantil, al sindicato le parece “muy bien” que se lleve a cabo porque al exviceconsejero de Educación le pidieron que fueran 100 profesionales más en este próximo curso.

Ramírez remarcó que lo que les preocupa es cuándo se van a incorporar porque cuando más hacen falta es en septiembre ya que es cuando empiezan las clases los niños de tres años y hay un periodo de adaptación, por lo que, “verdaderamente en este mes hacen falta estos técnicos”.
“Pedimos que estén lo antes posible, pero es insuficiente porque las compañeras de Infantil están desbordadas porque son en torno a 35 niños por aula”, subrayó.

En cuanto a las aulas modulares, le parece bien que se haya terminado la segunda y tercera fase, pero si faltan cuatro meses para la licencia de apertura creen que es mucho. “Hemos ganado tres meses, pero ahora tenemos que esperar a enero, ¿para qué se ha adelantado tanto?”, se preguntó.

Sobre la contratación que hará la Consejería de Educación, respondió que “muy bien siempre que se creen puestos de trabajo y a lo mejor se crean técnicos para las aulas modulares”.

Además, el vicepresidente de CSIF señaló que el Instituto Jardín valenciano no está acabado todavía cuando tenía que estar listo en septiembre, pero estará en enero o febrero.

Sobre las 21.400 matriculaciones, Ramírez expresó que cada vez hay más niños en Primaria, pero en Secundaria van aumentando año tras año porque “ya suben hasta las ratios ilegales”.