www.melillahoy.es
Cientos de alumnos del British Centre se divierten en Carnaval mientras aprenden inglés
Ampliar

Cientos de alumnos del British Centre se divierten en Carnaval mientras aprenden inglés

Dejaron por un momento los cuadernos y libros para jugar con personajes de ficción, siempre con el inglés como base de toda la celebración

lunes 24 de febrero de 2020, 04:03h
Los cientos de alumnos que aprenden inglés en el British Centre Melilla han disfrutado de unos días lectivos muy especiales, porque además de aprender la lengua de Shakespeare, se han divertido con la celebración del Carnaval. Pequeños y mayores han disfrutado de tres días en los que sus alumnos se lo han pasado en grande.
Muchos se disfrazaron de sus personajes favoritos y otros muchos de protagonistas de películas famosas de este año.

Estilos variopintos
Los estudiantes llegaron a las aulas vestidos de piratas, raperos, personajes de cine, animales, magos, princesas… y así una larga lista de disfraces que hicieron las delicias de pequeños y no tan pequeños.

La escuela de inglés British Centre de Melilla ha celebrado así la fiesta de Carnaval con sus más de 400 alumnos, que acudieron disfrazados a clase, para disfrutar de esta celebración jugando. Y es que también con el juego es como mejor se aprende el inglés.

Esto mismo ocurrió en Navidad o en Halloween, donde también hubo fiestas para conmemorar estas celebraciones.

Jugar y aprender al mismo tiempo
Por ello British Centre Melilla no quiso dejar pasar la ocasión de alegrarse con la fiesta de Don Carnal, dejando por un momento los cuadernos y libros y jugando con personajes de ficción. Eso sí, siempre con el inglés como base de toda la celebración.

British Centre está en posesión del sello de calidad "ISO-9001" que concede Bureau Veritas Certification. Un reconocimiento, han subrayado, que demuestra su compromiso con la calidad y la satisfacción del cliente, en este caso los padres y alumnos de la escuela de inglés.

British Centre de Melilla ha asegurado que tiene como objetivo la realización de clases interactivas, en las que desarrollan destrezas diferentes, para lograr el máximo rendimiento posible desde los 3 años de edad hasta la edad que se desee.