www.melillahoy.es
Julio Liarte ve como su paso por la política se trunca una vez más
Ampliar
Julio Liarte ve como su paso por la política se trunca una vez más

Julio Liarte dimite como presidente de Promesa al no lograr que le asignen un sueldo de alta dirección

Es la segunda vez que renuncia a un cargo en la Ciudad Autónoma por no poder tener sueldo por incompatibilidad.- Señalan que CPM y PSOE se opusieron porque iba a cobrar más que los consejeros y vicepresidentes

martes 10 de marzo de 2020, 04:15h
Julio Liarte ha presentado su dimisión como consejero de la sociedad pública Proyecto Melilla S.A. (Promesa) y con ello su renuncia a la presidencia de este organismo público dependiente del Gobierno tripartito de la Ciudad Autónoma. Las razones oficiales que aduce son “personales” que no concreta si bien desde fuentes del PP subrayan que el motivo real ha sido que no se haya aprobado para él un sueldo de alta dirección como presidente de Promesa, a pesar de los intentos del presidente de la Ciudad, Eduardo de Castro. Los otros dos socios, CPM y PSOE, no han accedido a ello desde que en noviembre fuera cesado Liarte después de la sentencia del Tribunal Supremo que impide a cargos no electos ser consejeros o viceconsejeros. Su salario iba a ser superior a los de los vicepresidentes y consejeros del Gobierno de la Ciudad y, eso señalan, no lo aceptaron desde CPM y PSOE.
Las citadas fuentes han subrayado que esta es la segunda vez que Julio Liarte tiene que dimitir por no lograr que se le asigne un sueldo por las incompatibilidades con su cargo de funcionario encargado de fondos de europeos en la Ciudad Autónoma. La anterior fue en 2015 cuando tuvo que renunciar al cargo de diputado de Populares en Libertad (PPL) tras haber sacado un único escaño y no poder contar con un sueldo como diputado con compaginar el puesto con su condición de empleado público del Ayuntamiento.

Ahora le ha ocurrido otro tanto de lo mismo con su deseo de recibir un salario como presidente de la sociedad pública Promesa, que ya había sido incluido en la propuesta de presupuestos de la Ciudad Autónoma para el año 2020, cuando él aún era el “todopoderoso” consejero de Economía y Hacienda y principal apoyo de Eduardo de Castro en el Gobierno de la Ciudad.

Sin embargo, la sentencia del Supremo que llevó a su cese como consejero a mediados de noviembre de 2019 y la negativa desde entonces de dos de los principales socios del tripartito, en concreto CPM y PSOE, no han sido suficientes para que el deseo de Eduardo de Castro de seguir contando con él como presidente de Promesa con sueldo de alta dirección fuera una realidad.

Julio Liarte, de nuevo, ve como su paso por la política se trunca por la imposibilidad de lograr contar con sueldos, que en el caso de presidente de Promesa hubiera sido superior a los vicepresidentes y consejeros del Gobierno de la Ciudad, y casi al nivel de presidente autonómico.