www.melillahoy.es
La “mano derecha” de Sabrina Moh pide a un cargo de CPM que “meta la cabeza” en un cubo de arena si sus datos sobre el buque Galicia son incorrectos

La “mano derecha” de Sabrina Moh pide a un cargo de CPM que “meta la cabeza” en un cubo de arena si sus datos sobre el buque Galicia son incorrectos

El miembro de la Ejecutiva del PSOE Fidel Moga usa duras expresiones contra el viceconsejero del Menor a pesar de ser socios de gobierno

jueves 02 de abril de 2020, 04:03h
La guerra que mantiene la Delegación del Gobierno con Coalición por Melilla (CPM) se ha trasladado ahora a las redes sociales. Tras la publicación de un post del viceconsejero de Menor y Familia, Abderrahim Mohamed Hammu (CPM), señalando las características del buque hospital Galicia -800 camas, 8 UCI y 2 quirófanos, entre otras cosas-, y subrayar que llega a la ciudad por iniciativa del partido de Mustafa Aberchán, Fidel Moga le ha contestado que tendría que “meter la cabeza en un cubo de arena” si todos los datos que ha dado no son correctos.
El Jefe de Gabinete de Sabrina Moh, Fidel Moga, le ha contestado con un comentario en el que afirma que “supongo que la información del Consejero será real y contrastada, no con las especificaciones del buque, las reales, si no estuviese dotado dicho buque con dichas características, el Consejero o meterá la cabeza bajo la arena o asumirá su inexacta información”. “Si pongo -ha añadido Moga- que no habrá contrastado la información con las autoridades militares, el tiempo muy muy pronto nos dirá la realidad, vaya buscando un cubo de arena”.

No es la primera vez que la “mano derecha” de Sabrina Moh en la Delegación del Gobierno muestra sus discrepancias públicas con CPM a pesar de ser socios de gobierno en la Ciudad Autónoma junto con Ciudadanos. El integrante de la Ejecutiva del PSOE ya dijo recientemente que la propuesta de Mustafa Aberchán de emplear el Ejército para que se cumpla el confinamiento durante el estado de alarma en toda de Melilla “son ocurrencias”.

Este es un episodio más de la batalla que mantienen los dos partidos y que ha vivido su momento culminante la pasada semana con la filtración de una actuación de la guardia Civil en el aeropuerto cuando Mustafa Aberchán, en calidad de médico, acompañó una avioneta medicalizada para llevar a la península una muestras de pruebas de coronavirus, para aprovechar el desplazamiento de 24 horas para ver a su hijo que padecía un posible Covid-19, y la Delegación le denegara que terminara el desplazamiento al sostener que no estaba autorizado para ello. Aberchán acusó directamente a la Delegación de estar detrás de la filtración de esta información a dos medios de comunicación nacionales mientras Sabrina Moh rechazó dicha acusación y le pidió que solicitara perdón, tal y como hiciera la secretaria general Gloria Rojas, “por valerse de su condición de político o médico para coger un avión haciéndose pasar por la persona que supuestamente iba a llevar estas muestras a Madrid, cuando nunca se ha hecho por esos cauces".