www.melillahoy.es

FeSMC-UGT reclama para los trabajadores de limpieza la atención y la cobertura del Estado que merecen

domingo 05 de abril de 2020, 04:00h
El sindicato FeSMC-UGT reclama para los trabajadores de limpieza la atención y la cobertura del Estado que merecen para que “las plantillas de los hospitales no quede en manos de empresas privadas carentes de los medios necesarios para proteger a sus trabajadores”.
UGT señala que el colectivo de limpiadoras que trabajan tanto en hospitales públicos como privados y centros de salud a lo largo y ancho del territorio español, es sin duda alguna un ejemplo de ese ejército “silencioso y abnegado” que combate diariamente en ese frente de guerra declarada al Covid-19.

Apuntan que “ese combate discreto, pero constante y sostenido con el esfuerzo personal y familiar de miles de trabajadoras y trabajadores, está permitiendo que el conjunto de la sociedad de nuestro país pueda sentirse razonablemente segura y esperanzada en una, confiemos que cercana, victoria final contra el virus”.

“Al pie del cañón”
Dejan claro que el colectivo de limpieza de Hospitales, va a seguir como hasta ahora “al pie de cañón” en lo que quede de crisis, lo va a hacer aun poniendo en riesgo en muchos casos su salud y la de sus familias. Además, el sindicato cree que “lamentablemente, habrá de hacerlo en el más absoluto de los abandonos y de la indiferencia de las administraciones y los gobiernos frente a las justas demandas que las trabajadoras y sus representantes reivindican diariamente sobre la falta de medios de protección adecuados para exponerse diariamente al virus, la necesidad de incrementos de las plantillas con la preparación y la formación adecuada o la urgente necesidad de que dejen de ser consideradas plantillas de exposición de bajo riesgo y por lo tanto puedan ser equiparadas a otros colectivos y garantizar la resolución de todas las carencias con las que desempeñan esa labor esencial para el mantenimiento de la salubridad de los centros hospitalarios”.

Señalan que es fácil intuir el grado de exposición que están teniendo estas trabajadoras cuando ejercen su profesión de limpieza y desinfección en centros sanitarios “en los que es evidente la masificación de pacientes diagnosticados como positivos, y para los que otros colectivos mantienen razonables medidas de autoprotección que en nada son equiparables al personal de limpieza que comparte con ellos estos duros momentos”.

Por ello, dejan claro que el Gobierno debe garantizar que en una situación de excepcionalidad como la que se está viviendo y que “la salud de las plantillas de los hospitales no quede en manos de empresas privadas carentes de toda capacidad de gestión de una situación de extrema gravedad como la actual y carentes de los medios necesarios para proteger a sus trabajadores”.
“Años y años de adjudicar servicios de limpieza en los hospitales públicos como una mera subasta al mejor postor, han agudizado la insostenible situación que hoy padecemos”, dicen.

El sindicato denuncia que la contratación pública no puede ser “el principal elemento de precarización de las condiciones laborales de las trabajadoras de limpieza hospitalaria”. Desde FeSMC-UGT llevan denunciando este hecho de forma continuada exigiendo que se tomasen medidas “ante la evidencia del deterioro que se estaba produciendo en las condiciones de prestación de servicios de limpieza para la administración pública, como consecuencia de una Contratación Pública basada única y exclusivamente en la adjudicación al precio más bajo, con las evidentes consecuencias que esta práctica trae en relación a la prestación de servicios esenciales para la ciudadanía”.