www.melillahoy.es
Los inmigrantes estuvieron toda la mañana esperando en la puerta del CETI
Ampliar
Los inmigrantes estuvieron toda la mañana esperando en la puerta del CETI (Foto: PRODEIN)

Delegación descarta acoger a los inmigrantes en el CETI y los traslada a carpas en el V Pino

Tras permanecer toda la mañana en la puerta del CETI, los llevaron a “una zona acondicionada y acotada” en el V Pino donde ya hay un campamento con unas 300 personas sin hogar

martes 07 de abril de 2020, 04:13h
El medio centenar de subsaharianos que accedieron ayer a Melilla de forma irregular saltando la valla no han sido acogidos en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI), sino que han sido trasladados a “una zona acondicionada y acotada en las inmediaciones del V Pino”, donde ya hay un campamento con unas 300 personas sin hogar en la ciudad.
En un breve comunicado de prensa, la Delegación del Gobierno en Melilla informó de este traslado de los inmigrantes, que permanecieron durante toda la mañana sentados esperando en la puerta del CETI cubiertos por unas mantas blancas desde poco después de producirse el salto, ya que se les impidió la entrada al centro.
También avanzó la Delegación del Gobierno que en dicha zona habilitada “se les realizará el control sanitario pertinente”.
El organismo gubernamental no concretó más detalles, si bien fuentes policiales indicaron que la intención es instalar más carpas modulares en las inmediaciones del Complejo V Pino, cerca del aeropuerto de Melilla y del perímetro fronterizo.
En esta zona se empezó a habilitar a finales de marzo un campamento con las casetas de las fiestas patronales para acoger a unas 300 personas sin hogar en Melilla, muchas de ellas marroquíes que se encuentran bloqueadas en la ciudad al no poder pasar a Marruecos por el cierre de los pasos fronterizos de Melilla dada la crisis sanitaria del coronavirus.
Estas personas sin hogar en la ciudad llevan en dicho campamento desde hace ocho días, después de haber sido acogidas en un primer momento en el pabellón deportivo Lázaro Fernández, si bien los incidentes que se fueron sucediendo, algunos de los cuales terminaron con detenciones, así como las molestias al vecindario, provocaron que Salud Pública determinara el montaje de las carpas.