www.melillahoy.es

FÚTBOL-2ª DIVISIÓN B

Luisma Rincón, presidente de la U.D. Melilla
Luisma Rincón, presidente de la U.D. Melilla

Luisma Rincón: “La deuda de la U.D. Melilla es ya de tan solo unos 200.000 euros”

Afirma que cuando accedió a la presidencia del club había un débito de 1.200.000 euros

martes 14 de abril de 2020, 04:00h
Luis Manuel Rincón, presidente de la U.D. Melilla, afirmó en la tertulia deportiva del periodista Ángel García Álvarez, en la cuenta de twitter de Cazurreando en Oklahoma, que la deuda del club “es de tan solo 200.000 euros, tras rebajarla en 1.200.000 euros”, que era la deuda histórica de la entidad azulina “cuando accedí a la presidencia”. De igual modo, avanzó que el club melillense prepara toda la documentación para celebrar en unas semanas la próxima Asamblea de socios.
El programa deportivo de Ángel García Álvarez contó con la participación del presidente de la U.D. Melilla, Luis Manuel Rincón, y de los dirigentes Juan José Guerreros (U.D. Logroñés), Luis Quiñonero (A.E. Prat) y Manuel Gómez (San Fernando C.D.). Todos ellos abordaron cuestiones relacionadas con la Segunda B por la actual situación del coronavirus, y también sobre aspectos económicos y la vuelta a la competición.
Ángel García preguntó, en primer lugar, al presidente de la U.D. Melilla por su opinión sobre el reparto económico del fútbol nacional, con respecto a que exista tanta diferencia entre los clubes de Primera y Segunda División, y los de Segunda B y Tercera División. En este sentido, Luis Manuel Rincón explicó que en principio “nos puede afectar”, pero es cierto que “hay un escalón muy grande entre una categoría y otra, aunque debemos ir acometiendo los problemas que tenemos cada club”.
“En los presupuestos que se están barajando en la Primera División existe una rebaja salarial del setenta u ochenta por ciento, y considero que para estos clubes es una rebaja muy importante. En el fútbol profesional se mueve mucho dinero, hay compromisos adquiridos y contratos firmados, así que lo que interesa es terminar la competición y preparar la siguiente lo más normal posible, pero a partir de ahí a ver cómo nos afecta a los clubes de la Segunda B, que somos los pobres del fútbol”, añadió.
Por otro lado, el dirigente de la Unión Deportiva dio su punto de vista sobre el poco espacio de tiempo que habrá, en caso de reanudarse la competición, entre lo que queda de esta temporada y el inicio del próximo curso. “Creo que se va a intentar, por todos los medios, terminar esta temporada, aunque sea en septiembre, y luego habrá que abrir un mercado de fichajes, a lo mejor, de un mes o quince días, y empalmar una Liga con la otra. El presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales, se ha mostrado muy firme en reanudar la competición, una vez que la alerta sanitaria baje al estado anterior que teníamos, en el que la gente se podía desplazar y mover”.
“Entiendo que si las cifras siguen como están hasta ahora y se cumplen los plazos, a lo mejor para el 15 de mayo se puede empezar con los entrenamientos y hacer una mini pretemporada, y a lo mejor para junio se reanuda la competición. También dicen los expertos que con el calor, el virus no afecta tanto y los contagios pueden ser más pequeños”, agregó.
Además, consideró que una vez concluya el campeonato en la Segunda B apenas habrá tiempo para preparar la siguiente temporada 2020-21. “Si conseguimos terminar la temporada en verano se puede empalmar prácticamente con la campaña siguiente. Se podría dar una semana de vacaciones a los jugadores y a continuación iniciar la pretemporada, que ya no se tiene que hacer tan larga porque los jugadores van a venir con el punto de forma de una temporada a la siguiente, pero esto es aventurarnos más de la cuenta”.
También afirmó que si finalmente se jugara a puerta cerrada habría que buscar ayudas para compensar el daño económico a los clubes no profesionales, además de analizar la medida adoptada por la U.D. Melila con respecto a presentar un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE). “Jugar a puerta cerrada nos hará mucho daño, pero a lo mejor se puede buscar otro tipo de ayuda. No obstante, tengo la sensación que en el momento que la curva de afectados vaya bajando, creo que se va a levantar el tema de los ERTEs, aunque no va a ser la semana que viene, pero esta medida no se ha llevado solo en el futbol, sino en todas las empresas de la sociedad. Es un gasto tremendo para el país, pero al final la economía se tiene que mover”.
“Hemos presentado el ERTE para protegernos de esa posible reanudación de la competición a partir de junio y tener alguna herramienta también para poder ejecutar el presupuesto, pues a partir de esa fecha no tendremos dinero para continuar. El ERTE se ha hecho precisamente para eso, para poder continuar y para que los futbolistas puedan percibir, ahora mismo, una prestación del Estado, mientras que el club se ahorra la Seguridad Social. Son herramientas con las que podremos invertir en el futuro si se reanuda la competición”, aseguró el máximo exponente unionista.
Por otro lado, Rincón valoró su gestión al frente del club y destacó que la deuda de la que se hizo cargo, cuando accedió a la presidencia, está prácticamente saldada. “Llevo cuatro años en el cargo y cuando accedí a la presidencia había casi un millón de euros de deuda, pero ya nos queda tan solo 200.000 euros. Los tres primeros proyectos han sido competitivos y este es el que peor se nos está dando, pero hemos conseguido quitarnos 1.200.000 euros de deudas. Nos hemos dejado la vida”, resaltó.
Por último, indicó que el club celebrará próximamente su Asamblea de Socios. “En el club tenemos bastante trabajo administrativo y estamos preparando la próxima Asamblea de Socios que tendremos en unas semanas, pero también mantenemos el contacto con los componentes del cuerpo técnico y de la plantilla”, concluyó en su intervención en el programa dirigido por el periodista Ángel García Álvarez.