www.melillahoy.es

El PP defiende exenciones fiscales y ayudas directas para hostelería y autónomos hasta final de año

Manuel Ángel Quevedo, Partido Popular de Melilla
Manuel Ángel Quevedo, Partido Popular de Melilla

Proponen reducir en un 50% el IPSI de servicios e importación, y ayudas del 100 por ciento a cuestiones como el alquiler de locales

jueves 16 de abril de 2020, 04:11h
El vicesecretario de Infraestructuras, Proyectos y Política Medioambiental del PP de Melilla, Manuel Ángel Quevedo, afirma que hay que adelantar las medidas que ayuden a reducir el impacto social, económico y de empleo que está generando la crisis sanitaria, por lo que apuestan por acciones que van desde ayudas directas al alquiler en el sector de hostelería, autónomos y profesionales, a exenciones fiscales y la reducción del IPSI en un 50%.
En un mensaje de audio, Quevedo asegura que el PP de Melilla lleva tiempo trabajando en la presentación de propuestas que “puedan reducir, en lo posible, los graves efectos de esta crisis sobre los melillenses”, primero en el ámbito de la salud, que entienden es una prioridad, como en el de las familias más vulnerables.

Medidas urgentes
Pero asegura que “es urgente” adelantar las medidas que “ayuden a reducir el impacto social, económico y de empleo que ya se está produciendo en nuestra ciudad y que se va a agravar según pasen los días y, según las previsiones, no se alcanzará una cierta recuperación de la actividad económica hasta principios del año próximo”.

Recuerda que se trata de empresas, autónomos y profesionales que tenían proyectos y actividades “totalmente viables a principios de marzo, que prestaban servicios necesarios para el resto de ciudadanos”, y que, por causas “no imputables a ellos, se han venido abajo, arrastrando miles de trabajadores asalariados”.

Manifiesta el vicesecretario de Infraestructuras y Proyectos del PP que son actividades que “no recuperarán su ritmo normal hasta final de año”, por lo que apostilla que hay que “plantear ayudas durante todo ese periodo, hasta el 31 de diciembre y no de forma puntual mientras dure el confinamiento”.

En este sentido, señala que hace tres semanas los populares presentaron al Gobierno de la Ciudad un plan de 25 medidas por un montante de unos 30 millones de euros, y la apuesta por modelar las partidas de inversiones para “priorizar las que implican un mayor interés estratégico, fundamentalmente por producir mayor empleo”.

Pero señala que el nuevo borrado de actuaciones que les ha presentado la Consejería de Hacienda “solo contempla unos pocos aspectos y con una insuficiente dotación según nuestro criterio”. Manifiesta Manuel Ángel Quevedo que no solo hay que hacer la modificación de presupuestos planteada, “sino hay que hacerla ya y tramitar con la máxima agilidad las ayudas previstas pues, de otro modo, llegarán tarde y no conseguirán su objetivo”.

Empresas y autónomos
En el ámbito de la hostelería, comercio minorista, autónomos y profesionales, “actividades más afectadas por el estado de alarma”, las propuestas que defienden los populares tienen una especial incidencia en cuestiones de índole fiscales, y de concesión de ayudas directas.

En concreto, en el apartado fiscal, proponen la reducción del 50% del IPSI de servicios, en el IPSI de importación de los productos más afectados por el cierre, del consumo de agua, y de las basuras industriales; así como del 95% del I.A.E. y del 25% del IBI, y además una exención total de tasas de terrazas y escaparates, de mercados y kioscos durante 2020.

Igualmente contemplan todo un apartado de ayudas directas, como cubrir el cien por cien del alquiler privado de hasta 600 euros al mes o intereses de hipotecas, de hasta 500 euros al mes.

También, ayuda del 100% de suministros y gastos de funcionamiento hasta 500 euros al mes; del 100% de intereses de pólizas en vigor y avales de IPSI, hasta 300 euros al mes; de 300 euros al mes por trabajador asalariado con un máximo de 3.000 euros por empresa; del 75% del S.M.I. para autónomos y profesionales, y de las cuotas a la seguridad social de autónomos, empleados y profesionales de hasta 180 euros al mes; todo ello hasta final de 2020 y con un tope de 9.000 euros por empresa.

Asimismo, Quevedo defiende que se aumente hasta los 3,6 millones de euros el presupuesto de PROMESA para la puesta en marcha de proyectos de transformación digital, autoempleo o contratación de desempleado.
“Con todo ello esperamos posibilitar la continuidad de la mayoría de estas empresas, autónomos y profesionales para que sigan generando empleo y riqueza en nuestra ciudad y proporcionando servicios necesarios a los ciudadanos”, dijo el portavoz popular.

Quevedo, por último, parafraseó las palabras del presidente nacional del PP, Pablo Casado, y aseguró que “este es el momento de poner todos nuestros medios en apoyo a los melillenses en los que más impacto está teniendo esta grave crisis”.