www.melillahoy.es

El sindicato no ve factible el aprobado general e insiste en buscar una solución para los que no tienen Internet en casa

Imagen de una de las bibliotecas vacía
Imagen de una de las bibliotecas vacía

CSIF Educación augura un “fracaso total” del programa de refuerzo en julio si se lleva a cabo en Melilla

domingo 19 de abril de 2020, 04:00h
CSIF Educación augura un “fracaso total” del programa de refuerzo que ha propuesto el Ministerio de Educación en julio si se lleva a cabo en Melilla debido a que hace dos años la Consejería de Educación de la Ciudad Autónoma planteó realizar extraescolares en los centros en verano, pero “no se apuntaron muchos alumnos”. Señalan que la gran mayoría de centros no cumplen con las características porque hace calor, las aulas no tienen aire acondicionado y no se podría dar clase. El sindicato no ve factible que haya un aprobado general e insiste en buscar una solución para los niños que no tienen ni Internet ni ordenador en casa.
El vicepresidente de CSIF Educación, Sergio Ramírez, expuso a este Diario que en la conferencia sectorial de Educación vio una falta de liderazgo por parte del Ministerio porque es la institución que tiene que dirigir, ordenar y no se ha visto “por ningún lado esta organización ni el liderazgo”.

Señaló que hay varias comunidades autónomas que han dicho que no van a cumplir este acuerdo como Madrid, Cataluña, Andalucía o Murcia ya que “hay una falta de personalidad por parte de la ministra de Educación, Isabel Celaá, a la hora de imponer las condiciones, directrices y organización”.

El sindicato se muestra de acuerdo en que las clases acaben en el mes de junio ya que los compañeros y los alumnos están trabajando de forma telemática.

Dejó claro que los docentes de la ciudad han hecho un “esfuerzo muy grande” para que el curso pueda terminar en junio porque se ha pasado de la educación tradicional como la presencial a una de forma online “prácticamente de la noche a la mañana” y lleva un “trabajo titánico” de los profesores que se han tenido que poner al día en metodología, programas informáticos, etc.

En cuanto al casi aprobado general que apoya la ministra de Educación, explicó que no está de acuerdo porque “hay muchos alumnos que se están esforzando, unos más que otros, y es demasiado pronto para salir al principio de trimestre y decir que hay un aprobado general”.
“¿Qué alumnos se van a esforzar ahora y quiénes van a hacer las tareas si se da el curso por aprobado?”, se preguntó.

Desde CSIF están de acuerdo en que se apoye a las familias que no tienen Internet ni ordenador en casa y piden que se busque una solución para que puedan seguir las clases y poder hacer las tareas.

Sergio Ramírez apuntó que la ciudad no tiene las características para dar clases en julio porque la mayoría de las aulas no están preparadas.
“Hace mucho calor, no hay aire condicionado en todos los centros y ahora irían muy pocos alumnos porque llevan dos meses prácticamente encerrados y querrán estar en la calle o estar fuera de casa”, concluyó.