www.melillahoy.es

VOLEIBOL-SUPERLIGA MASCULINA

Salim Abdelkader, presidente de la Federación Melillense de Voleibol
Salim Abdelkader, presidente de la Federación Melillense de Voleibol

La RFEVB no ha decido aún si habrá ascensos y descensos de categoría

"Los clubes vamos a tener otra nueva reunión para explicar cómo quedaría la competición -con catorce o doce equipos-”, avanzó Salim Abdelkader, presidente de la Federación Melillense de Voleibol

sábado 02 de mayo de 2020, 04:00h
La Real Federación Española de Voleibol y los clubes de Superliga Masculina se reunieron, el pasado jueves, de forma telemática para intentar preparar la próxima edición de la competición y analizar la situación actual, tras la suspensión de la competición por la pandemia del Coronavirus. Salim Abdelkader, presidente de la Federación Melillense de Voleibol, informó que después de la última reunión, celebrada a primeros del pasado mes de abril, poco se ha avanzado, “ya que todavía se desconoce si habrán ascensos y descensos”, aunque será el próximo día 9 de mayo cuando se adoptará una resolución final, principalmente porque en el mes de junio comienza el plazo de inscripciones para participar en la próxima edición de la Superliga.
El dirigente de la Territorial Melillense y director deportivo del Club Voleibol Melilla informó que en la reunión se valoraron tres opciones, la primera la que se produzcan dos descensos y dos ascensos de categoría; la segunda dejar la competición desierta y una tercera de conformar un Grupo de catorce equipos, en vez de los doce actuales.
En este sentido, explicó que el presidente de la Federación Española de Voleibol, Agustín Martos Santos, es de la opinión de que se produzcan dos ascensos, y que haya una Liga de catorce equipos, aunque en este último punto, la mitad de los clubes no están por la labor por el tema económico”.
“La mayoría defienden una Liga de doce equipos, seis son solidarios y entienden que se deje subir a dos, pero los otros seis no, aunque la Federación tiene que estudiar una posible solución que sea viable en lo económico”, argumentó el dirigente de la Territorial, quien avanzó que va a ser “complicado” que los clubes se pongan de acuerdo, aunque Agustín Martín “se reunirá también la próxima semana con los clubes de la Superliga-2 para saber su postura”.
Por otro lado, Salim Abdelkader no sabe tampoco si el Club Voleibol Melilla mantendrá la categoría o si descenderá a la Superliga-2, aunque consideró que por estructura de club y seriedad “estamos bien valorados en la Superliga y en la Federación Española”, e indicó que muchos de los clubes opinan que “debemos quedarnos en la categoría, en la que estamos muy consolidados como club, aunque esta temporada nos ha salido mala”.
“En principio, la mayoría de los clubes no quieren que haya descensos, pero el presidente de la RFEVB ha comentado que si decidimos que haya una Liga de doce equipos deben ascender dos clubes. De momento, no hay nada decidido, pero los clubes vamos a tener otra nueva reunión para explicar cómo quedaría la competición -con catorce o doce equipos-, aunque la fecha tope para tomar una decisión final será el 9 de mayo, ya que en junio se inicia el plazo de inscripción para participar en la Superliga Masculina”, concluyó el presidente de la Federación Melillense de Voleibol.