www.melillahoy.es

La estación de ITV cumple con las medidas de prevención necesarias como la colocación de mamparas de protección y la desinfección diaria

IVESUR Melilla, en la Avenida de Europa, abrió el pasado lunes para seguir ofreciendo sus servicios en la Inspección Técnica de Vehículos (ITV)
IVESUR Melilla, en la Avenida de Europa, abrió el pasado lunes para seguir ofreciendo sus servicios en la Inspección Técnica de Vehículos (ITV)

IVESUR Melilla vuelve a ofrecer sus servicios con cita previa y sin tener que bajarse del vehículo

domingo 17 de mayo de 2020, 04:00h
IVESUR S.A. Melilla, compañía de servicios que opera en el área de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV), abrió sus puertas el pasado lunes en sus instalaciones de la a Avenida de Europa para atender a los melillenses con cita previa a través de la página web o telefónicamente y sin tener que bajarse del vehículo. La estación de la ITV cumple con todas las medidas de prevención necesarias como la desinfección diaria, mamparas de protección y la utilización de guantes, mascarillas o geles hidroalcohólicos para garantizar la mayor seguridad.
IVESUR Melilla vuelve a ofrecer sus servicios con cita previa y sin tener que bajarse del vehículo
El responsable de IVESUR Melilla, Víctor López Bueno, explicó a este Diario que llevan abiertos desde el pasado lunes en horario de lunes a viernes, desde las 7:00 hasta las 21:00 horas de forma ininterrumpida y los sábados de 8:30 a 13:30 horas. Para acudir, los melillenses deben pedir cita previa telefónicamente en el número 951242107 o por la página web http://melilla.ivesur.es/.

En cuanto a las medidas de prevención, detalló que, a parte de todas las recomendaciones sanitarias como la utilización de mascarillas, guantes y gel hidroalcohólico, han colocado unas mamparas de protección en el mostrador y una cartelería específica con motivo del COVID-19. También, han ampliado los horarios de la empresa de limpieza, se desinfecta las instalaciones diariamente y la plantilla va protegida de forma especial.

López señaló que los clientes no tienen que bajarse del coche en ningún momento ya que han realizado algunos cambios para comprobar el acondicionamiento interior, se hace todo desde el exterior, solo tienen que esperar a que esté terminado, se le entrega la documentación a pie de las naves, sin bajarse del coche y se marchan.

La empresa recomienda a los melillenses que en la medida de lo posible no lleven acompañante y que el pago se haga con tarjeta en vez de en metálico.

IVESUR Melilla no ha realizado un ERTE durante estos meses de crisis sanitaria, sino que toda la plantilla ha seguido cobrando la integridad de sus nóminas y han acudido a la estación únicamente a hacer mantenimiento y limpieza.

El responsable hizo hincapié en que fue “un sacrificio” por parte de la empresa que tuvo en consideración las circunstancias personales de cada empleado y cree que es de agradecer.

Respecto a si ha cambiado la forma de trabajar, expuso que han limitado el aforo en la oficina señalizando que pueden estar como máximo dos personas, aunque “trámites de oficina no hay muchos”.

Dejó claro que no ha habido necesidad de limitar el aforo de las instalaciones porque es como una retención de coches, parecido a un túnel de lavado, los trabajadores mantienen la distancia de seguridad entre unos y otros, y al no bajarse los ocupantes no hay riesgo en ese sentido.

Sobre si los melillenses han acudido a hacer la ITV, López respondió que sí, mayoritariamente porque la tenían vencida y los principales motivos de rechazo suelen ser la prueba de emisión de gases, neumáticos y tener alguna que otra bombilla encendida.