www.melillahoy.es

Carta del Editor

La historia tiende a repetirse, también en Melilla

domingo 24 de mayo de 2020, 04:00h
La historia tiende a repetirse, también en Melilla
El despotismo es distinto de la arbitrariedad. Lo legal puede coincidir, o no, con lo legítimo. Por ejemplo, los gobiernos español y melillense son legales, pero no son legítimos, porque muchos electores fueron engañados por una propaganda electoral falsa, unas promesas incumplidas. El despotismo puede ser legal, pero la arbitrariedad es un acto contrario a la justicia, dictado solo por voluntad o capricho de su autor sin razonamiento suficiente y sin explicación bastante. Por ejemplo, lo que hacen Pedro Sánchez, en Madrid, y Castro, en Melilla. Ahora padecemos un despotismo arbitrario.

Para acceder a este contenido debe estar suscrito. Si ya lo está, por favor indique su usuario y contraseña.




<< Atrás
Darme de alta
Olvidé mi contraseña
Tu zona de usuario