www.melillahoy.es
El consejero de Salud Pública, Mohamed Mohamed Mohand, y la delegada del Gobierno, Sabrina Moh, ayer en rueda de prensa
Ampliar
El consejero de Salud Pública, Mohamed Mohamed Mohand, y la delegada del Gobierno, Sabrina Moh, ayer en rueda de prensa

Melilla no pedirá pasar a la fase 3 de la desescalada antes de 14 días: “Correr nos puede llevar a tropezar”

El consejero de Salud Pública opta por la prudencia e insiste en pedir a la población que no descuide tres aspectos clave para mantener la desescalada y no volver al confinamiento: mascarillas, lavado de manos y distancia social

jueves 28 de mayo de 2020, 04:24h
Melilla sumó ayer su quinto día consecutivo sin casos activos de coronavirus, por lo que se mantiene como la única región del país en esta situación. Pese a ello, el consejero de Salud Pública, Mohamed Mohamed Mohand, se mostró prudente y descartó que se vaya a solicitar desde Melilla una entrada anticipada en la fase 3 del plan de desescalada, sin esperar los 14 días necesarios, que es, como recordó, el periodo de incubación del virus. “Prefiero ser precavido, ir con paso seguro, en vez de correr, que nos puede llevar a tropezar y volver a semanas en las que el confinamiento ha sido tan sumamente duro”, argumentó el consejero.

“Piano, paso a paso y andando firme, que aunque lleguemos más tarde, llegamos seguro”, agregó Mohand, convencido de que “no hay necesidad de ir más deprisa de lo que se debe” y de que en estos momentos, lo que hace falta es “un poquito de paciencia”, ya que es necesario esperar esos 14 días para ver cómo evolucionan los datos epidemiológicos antes de actuar en consecuencia.
Por ello, no será hasta el próximo lunes cuando se elaborará el próximo informe para ver si se solicita o no la entrada de Melilla en la última fase del plan de desescalada. Pero para que eso ocurra, recalcó la necesidad de que cada ciudadano asuma “su responsabilidad individual y actúe en consecuencia” evitando “el más mínimo desliz”.
De este modo, pidió a los melillenses que no descuiden tres factores importantes para que nuestra ciudad se mantenga en la desescalada, como son el uso de las mascarillas, el lavado de manos y el distanciamiento social. “Y cuando se vea que alguien no cumple, que lo recuerde”, reclamó el consejero.

Residencias de mayores
Otro de los aspectos en los que Salud Pública quiere guardar cautela es en lo que se refiere a las residencias de mayores y otros centros asimilados. “Hemos optado, en consenso con el Imserso, el centro Gota de Leche y la propia Consejería, por no permitir las visitas a los residentes a no ser en causas extraordinarias y justificadas”, indicó Mohamed Mohand.
“Vamos a aplazar las visitas a la Residencia Mayores, al centro Gota de Leche y al Centro Gámez Morón”, informó, al tiempo que indicó que son favorables a que en la fase 3 las residencias puedan recibir visitas de “forma reglada y ordenadas”.

Reuniones
Asimismo, Mohamed Mohand explicó que, en esta fase 2, los grupos de personas que se pueden reunir se amplían hasta 15 y subrayó que los lugares en los que se pueden dar cita son espacios cerrados o habilitados para ello, como pueden ser las terrazas de restaurantes, bares y cafeterías, los Pinos de Rostrogordo o las playas de Melilla, pero dejó claro que la vía pública no es un lugar de reunión para grupos de hasta 15 personas.
El consejero recordó, además, que la actividad educativa ha sido suspendida en todas las etapas educativas y todas las edades en Melilla.

Gimnasios
En lo que respecta a los gimnasios, Mohamed Mohand se hizo eco de la polémica suscitada en Melilla y precisó que ha sido el propio Ministerio de Sanidad el que se ha pronunciado aclarando que no pueden abrir de forma colectiva sino individual y con cita previa.
Según dijo, el martes por la mañana mantuvo una reunión fructífera con representantes del complejo más grande de gimnasios de la ciudad, a quienes quiso agradecer que “optaran por abrir un hilo de comunicación con la Consejería y diseñar una hoja de ruta”, puso en valor.
Mohamed Mohand ha solicitado a estos gimnasios, pero lo hará extensibles al conjunto de los mismos que hay en Melilla, un informe en el que detallen cómo sería la vuelta a la normalidad en su actividad comercial: Cómo sería la apertura, el sistema de desinfección, el sistema de cita previa, cuanto tiempo de uso, qué instalaciones, el aforo, etcétera, para su evolución y la posibilidad de apertura por centros.

Aún sin Plan de Playas

La delegada del Gobierno, Sabrina Moh, confirmó ayer que la Consejería de Medio Ambiente y Sostenibilidad no ha presentado todavía el Plan de Playas para su aprobación, algo que se comprometió que sucederá “de la manera más rápida posible” en cuanto sea entregado en la Delegación.
El consejero de Salud Pública aclaró que los melillenses pueden hacer uso de las playas de la ciudad desde este lunes, 25 de mayo, tal y como recoge la Orden Ministerial sobre la fase 2.
“Salud Pública no tiene ninguna objeción para la apertura playas en absoluta normalidad”, recalcó. Asimismo, explicó que no hay ninguna orden de su consejería para prohibir el uso de las playas. “Las playas son un lugar de ocio que la gente necesita y Melilla merece recuperar ese espacio de ocio”, apuntó.
En palabras del consejero, Salud Publica “nunca ha presentado impedimento”, sino que le ha trasladado a la Consejería de Medio Ambiente cuáles debían ser las pautas para la elaboración del Plan de Playas y elaborar las medidas de seguridad oportunas. “Estamos encantados de que los ciudadanos puedan hacer uso de nuestras maravillosas costas”, recalcó.

Sin positivos en las últimas 19 pruebas PCR

Las últimas 19 pruebas PCR realizadas en Melilla han dado resultado negativo y se está a la espera del resultado de una mujer con síntomas de coronavirus, según han informado a MELILLA HOY fuentes del Ingesa.
Por su parte, en su llamamiento a la prudencia que hizo a la población, el consejero de Salud Pública, Mohamed Mohamed Mohand, dijo que “tenemos que seguir siendo beligerantes con el virus y no tenemos que relajarnos”. Así, recordó que el virus sigue existiendo y tenemos que contar con la colaboración del conjunto de la ciudadanía “para poder fin a esta situación e intentar volver a esa ansiada nueva normalidad”.
De todos modos, admitió que Melilla tiene, hoy por hoy, datos que permiten mantener una línea esperanzadora, pero al mismo tiempo, “nos inspiran a seguir trabajando”.
Así, señaló que la incidencia acumulada de los últimos 7 días es de cero casos, la menor de toda España, y que no se ha producido ningún caso por cada 100.000 habitantes. También Melilla es la mejor región en cuanto a su comportamiento por el menor número de casos acumulados desde el inicio de la pandemia y la que tiene la tasa de mortalidad más baja del país, con dos fallecidos.