www.melillahoy.es
Responsables de gimnasios de Melilla protestaron por el cierre el pasado martes
Ampliar
Responsables de gimnasios de Melilla protestaron por el cierre el pasado martes

Bussian, sobre el cierre de los gimnasios: “Las autoridades sanitarias tiene la última palabra”

Recuerda que el CSD permitía la apertura desde la fase 1 con una serie de medidas

jueves 28 de mayo de 2020, 23:16h
El consejero de Infraestructuras, Urbanismo y Deporte, Rachid Bussian, descargó ayer de responsabilidad al área de Deporte de su departamento respecto a la polémica sobre el cierre de los gimnasios al destacar que su papel ha sido “ejemplar desde el minuto 1” y subrayar que, si se apuntó la posibilidad de abrir estos establecimientos “con la coletilla de ‘si las autoridades sanitarias no dicen lo contrario’”, es porque el Consejo Superior de Deportes (CSD) así lo estableció. No obstante, recordó que en este caso, “las autoridades sanitarias tienen la última palabra”.
Bussian, a preguntas de los periodistas, subrayó que el área de Deportes de la Ciudad Autónoma ya transmitió a la de Salud Pública “un ramillete de propuestas” para hacer posible la apertura de los gimnasios de la ciudad no solo de cara a la entrada en la fase 2, sino también en la fase 1.
Sin embargo, señaló que el consejero de Salud Pública, Mohamed Mohamed Mohand, les trasladó la idea de no abrir los gimnasios en la fase 1 “porque no encontraba una seguridad sanitaria en un primer momento”. Según Bussian, esa fue la razón por la que desde el área de Deportes no se hizo alusión a este asunto a la hora de dar a conocer las novedades que implicaba la fase 1 en el ámbito deportivo.
Sin embargo, de cara a la fase 2, sí se aludió a ello porque, tal y como indicó el consejero de Infraestructuras, Urbanismo y Deportes, no hubo respuesta de Salud Pública a su “ramillete de propuestas”, por lo que entendió que “esa omisión permitía la apertura de gimnasios y centros deportivos” en Melilla.
“Entendemos que desde el área de Deportes no podemos ir en sentido contrario al Consejo Superior de Deportes, máxime cuando está avalado por el Ministerio de Sanidad”, incidió Bussian.