www.melillahoy.es

BALONCESTO-POLÍTICA DEPORTIVA

El ex consejero Antonio Miranda, entrevistado por Enrique Bohórquez, Editor de MELILLA HOY
El ex consejero Antonio Miranda, entrevistado por Enrique Bohórquez, Editor de MELILLA HOY

Antonio Miranda: “El ascenso a la Liga ACB fue histórico y bastante bueno para la imagen de Melilla”

El exconsejero de Deporte recuerda la gesta del Melilla Baloncesto en Huesca, en el año 2016

domingo 07 de junio de 2020, 04:00h

Antonio Miranda, que fuera consejero de Educación, Juventud y Deporte de la Ciudad Autónoma de Melilla desde 2015 a 2019, analiza en profundidad la actualidad del deporte melillense y su gestión deportiva en una extensa entrevista concedida a MELILLA HOY y que ofrecemos a nuestros lectores en las tres primeras páginas de nuestra sección deportiva, aunque esta primera parte la dedica exclusivamente al Club Melilla Baloncesto, con motivo del cuarto aniversario del histórico ascenso del decano a la Liga ACB, conseguido en Huesca el pasado 27 de mayo de 2016, tras una espectacular temporada

El ex consejero de Deporte recuerda con gran nostalgia y alegría la gesta consegida por el club presidido por Jaime Auday, aunque finalmente se vio obligado a renunciar a la ACB ante la imposibilidad de cumplir con una serie de exigencias económicas y de instalaciones deportivas.
Al decano de la LEB Oro se le pedían unos requisitos económicos inviables, de un total de 4.279.697’71 euros, desglosados del siguiente modo: 1.564.697’71 euros del fondo de regulación de ascensos y descensos; abonar en efectivo 1.000.000 euros; abonar aplazadamente 1.000.000 euros en las fechas que se acuerden con aportación de garantía que la ACB pueda entender suficiente; abonar el importe de la cuota de participación en el valor patrimonial de la ACB (importe provisional 115.000 euros); y otorgar escritura de prenda a favor de la ACB y la ACEBSA por importe de 600.000 euros en garantía de las obligaciones y gastos derivados de la participación en la ACB.
-¿Por qué no se pudo cumplir con los requisitos económicos para estar en la ACB, lo que hubiera supuesto para la Ciudad entrar en otra dinámica, con unos efectos multiplicadores importantísimos?
Como consejero de Deporte en 2016 fue algo muy especial, pues que nuestro equipo consiguiera el ascenso a la ACB fue algo histórico y además conseguido con un entrenador melillense, Alejandro Alcoba, pero habían muchas trabas de tipo económico, pues entre los requisitos para ascender se nos pedía 4.279.697’71 euros. Nos reunimos en Madrid con los responsables de la ACB, entre los que se encontraba el presidente de la Ciudad, Juan José Imbroda, y los técnicos de la Consejería, pero la Ciudad no podía desembolsar ese dinero, independientemente de que en aquella época el interventor ponía pegas, como siempre.
Pero además de que el tema económico fuese complicado estaba también el Pabellón de Deportes, que no reunía el aforo suficiente para acoger encuentros de la ACB, aunque no tuvimos la habilidad de construir otro pabellón en estos últimos cuatro años, que tanta falta hace para la Ciudad. Se hizo un estudio por parte de los técnicos de Fomento sobre los dos laterales del pabellón para llegar a esos 5.000 espectadores. Siempre he pensado que si el proyecto ascendía a algo más de 3 millones de euros, pues lo ideal era construir otro pabellón, pero al final no se hizo. También se pensó en cubrir la plaza de toros para jugar los partidos y como actividad para todo, pero en resumen, el tema económico era insostenible, así como la remodelación de ampliación del aforo. Siempre he dicho que el deporte es la mejor imagen que puede tener la Ciudad, pues es turismo y prestigio.
-¿Qué le dicen estos jugadores: Marcos Suka, Héctor Manzano, Pablo Almazán, Josep Franch, Edu Gatell, Asier Zengotitabengoa, Jorge Sanz, Eloy Almazán, Sonseca y Edwards, entre otros?
Un gran equipo y ahí está el ascenso. Me acuerdo de Asier Zengotitabengoa, que metió el triple del ascenso en Huesca. Fue un año crucial, pero ahora las cosas han cambiado, ya que no se necesita tanto dinero y avales para estar en la ACB. Para mí fue histórico lo que hizo el Club Melilla Baloncesto, pues además coincidió que Melilla fue elegida Ciudad Europea del Deporte. El premio lo recogimos en Bruselas y fue algo muy importante para la Ciudad. Además, todos los clubes melillenses llevaban el nombre de Melilla Ciudad Europea del Deporte en sus equipaciones deportivas. Además, un año después, Melilla recibió el Premio Nacional del Deporte, otorgado por el Consejo Superior de Deporte, y el galardón lo recogió, en el Palacio de El Pardo, el presidente de la Ciudad, Juan José Imbroda Ortiz, de manos de la Reina Letizia Ortiz. Fueron dos premios muy importantes que dieron prestigio y calidad a nuestra ciudad.
-Supongamos que el Melilla Baloncesto asciende de nuevo a la ACB la próxima temporada. Está claro que se necesitan suficientes recursos para permanecer en ese objetivo. ¿Sería posible?
Aquí nos hemos acostumbrado a que todo salga gratis. Soy socio de la U.D. Melilla, por un precio de 100 eros, pero es que luego hay un abono de general de 18 euros. Sin embargo, te vas a un campo de la Península y pagas 15 euros por la entrada de un partido. Hemos acostumbrado a la gente malamente y si no es por la Ciudad, esto no tira hacia adelante.
-¿Qué se puede hacer para que el aficionado sea consciente de la importancia de ayudar a su equipo?
Eso hay que hacerlo desde abajo para poder crear un hábito diferente. Si viene el Real Madrid se llena el campo, pero después están las críticas de que pagar 35 euros es muy caro, pero luego si nos vamos a ver al Real Madrid en su estadio nos gastamos un dineral. También Melilla es una ciudad en la que hay mucho deporte y existe una gran diversificación, pero hay que empezar desde abajo y acostumbrarse a tener el abono. Sin embargo, en el CAM Enrique Soler existe una magnífica política deportiva, pues vas a ver un partido de su equipo y hay más públcio que en el Melilla Baloncesto, ya que acuden los escolares, los padres, las animadoras, aunque La Salle también lo está haciendo. Es fundamental la base.
-¿Cómo ve el proyecto del baloncesto melillense?
El baloncesto tiene mucha tradición en Melilla y estamos hablando de unas 1.000 licencias federativas, si no se han superado ya, con una gran cantidad de clubes, como el CAM Enrique Soler, el Club Marítimo de Melilla, Club Melilla Baloncesto… Además, existe una gran proyección y este año ha ascendido el CAM Enrique Soler a la LEB Plata y mantiene a su equipo en la Liga EBA, pero ahora necesita un presupuesto para militar en las dos categorías. Sin embargo, la ilusión de la Cuidad es tener al Melilla Baloncesto en la ACB. Cada vez es más difícil, el ascenso fue histórico en todos los aspectos, lo que fue bastante bueno para la imagen de Melilla.