www.melillahoy.es
Mohatar apeló a la responsabilidad de los padres de los niños para que estén “controlados” y vayan con las mascarillas y geles
Ampliar
Mohatar apeló a la responsabilidad de los padres de los niños para que estén “controlados” y vayan con las mascarillas y geles

La Ciudad reabre los parques infantiles con medidas de desinfección y seguridad ante la pandemia

Medio Ambiente ha contratado un servicio para la gestión de los parques, algo necesario después de que finalizara el contrato de mantenimiento y reparación.- Limpiará los baños cada hora y desinfectará la zona de juegos infantiles

viernes 03 de julio de 2020, 04:00h
La Consejería de Medio Ambiente y Sostenibilidad de Melilla ha reabierto los parques infantiles de la ciudad, que llevaban cerrados desde el inicio de la pandemia, tras establecer una serie de medidas de desinfección y seguridad para prevenir contagios de coronavirus. A preguntas de los periodistas, el consejero de Medio Ambiente, Hassan Mohatar, explicó que, para llevar a cabo esas tareas de mayor limpieza de estas zonas infantiles, su departamento ha contratado un servicio para la gestión de los parques, algo necesario después de que finalizara el contrato de mantenimiento y reparación.
Se trata, según el consejero, de uno de los muchos contratos que impulsa la Ciudad Autónoma, en este caso dedicado al mantenimiento de los parques, donde se pondrá especial énfasis en la limpieza y desinfección de los baños con una frecuencia de una hora u hora y media, y también se procurará desinfectar la zona de juegos cuando haya niños jugando.
Mohatar reconoció que su departamento tiene “la obligación” de reabrir estas zonas infantiles y poner todas las medidas necesarias para hacerlo posible después de que hayan estado cerradas desde el inicio de la pandemia y “después de tres meses de confinamiento”, lo que conlleva que los niños tengan “muchas ganas de jugar y salir”.
En este punto, el consejero apeló a la responsabilidad y concienciación de la ciudadanía, especialmente los padres de los niños que van a los parques, para que éstos estén “controlados” y acudan equipados con las mascarillas y geles hidroalcohólicos.