www.melillahoy.es

El coronel González de Quevedo apuesta por “la comunicación y la solidaridad” en la gestión de la Delegación de Defensa

Momento de la jura ante las autoridades
Momento de la jura ante las autoridades

El subdirector general de Administración Periférica del Ministerio de Defensa, coronel Jesús Ángel García Lidón le animó a afrontar los retos con “creatividad, adaptabilidad, empatía, confianza y credibilidad”

miércoles 15 de julio de 2020, 17:59h
El Casino Militar acogió ayer el acto institucional de toma de posesión del coronel Jesús Damián González de Quevedo Orellana como nuevo responsable de la Delegación de Defensa en Melilla durante los tres próximos años, y señaló que, apuesta por el trabajo en equipo, defendiendo en esta labor la comunicación y la solidaridad como vías de entendimiento. Por su parte el subdirector general de Administración Periférica del Ministerio de Defensa, el coronel Jesús Ángel García le animó a afrontar los retos con “creatividad, adaptabilidad, empatía y credibilidad”, manteniendo como siempre la vocación de servicio.
Tras la lectura del nombramiento y el juramento del coronel Jesús Damián González de Quevedo Orellana asumiendo las responsabilidades como nuevo delegado de Defensa, llegó el turno de los discursos.

Coronel Delgado
El primero en intervenir fue el delegado de Defensa saliente, el coronel Oscar Delgado Diestro, que recordó cuando hace seis años era designado para el cargo, reconocía que afrontaba un nuevo reto en su carrera profesional, entrando en un mundo nuevo como era el de la gestión administrativa y de relaciones institucionales.
“Con la perspectiva del tiempo, puedo decir que me voy profundamente satisfecho y agradecido de haber podido trabajar estrechamente con todos vosotros, personal civil y militar de la plantilla, porque juntos hemos conseguido metas importantes que nos han proporcionado prestigio en el ámbito de la administración periférica del Ministerio de Defensa”, aseguró.

Delgado afirmó que en este tiempo y el trabajo de un equipo cohesionado y motivado “nos ha llevado a la excelencia en la gestión”, pero reconoce que, aunque queda metas por alcanzar como la de conseguir una concentración y reubicación de las dispersas instalaciones de Defensa.
“Me voy también satisfecho y agradecido por la cercanía y confianza que me han brindado todos y cada uno de los representantes de las instituciones de la Ciudad”, y dejó patente que su puesto como delegado de Defensa le “ha permitido disfrutar de los ciudadanos y las instituciones de una ciudad multicolor, compleja, luminosa, diferente, que creo conocer bien, de la que me siento un apasionado ciudadano, pues no en vano llevo en ella varias décadas y en ella he asentado mis raíces”. Al nuevo delegado de Defensa, a su relevo, le deseó “los mayores éxitos en esta nueva y apasionante etapa, tanto profesional como” y le aseguró que tiene ante él a “una excelente organización”.

Coronel González de Quevedo
Por su parte el nuevo responsable de la Delegación de Defensa en Melilla, coronel Jesús Damián González de Quevedo Orellana, agradeció la confianza depositada en su persona para ostentar este cargo y dejó patente que se compromete a dedicarse “en cuerpo y alma a mi nuevo cometido, siendo consciente de la responsabilidad que adquiero”.

Incluyó en sus agradecimientos a las autoridades presentes, a los compañeros de profesión, a los reservistas voluntarios “a los que tengo especial estima” y, de forma especial, a su familia, a su mujer Anabel y sus hijos Jesús y Rosa de los que “siempre he recibido cariño y comprensión y que me han ayudado a superar las exigencias de la carrera militar”.

Al coronel Oscar Delgado le agradeció la acogida dispensada, al tiempo que vino a reconocer “el altísimo grado de eficacia y eficiencia” alcanzados durante sus seis años al mando de la Delegación. “Tengo por delante el reto de conseguir al menos, mantener su alto nivel actual, y mantengo mi compromiso de intentar no defraudar a ninguno de sus componentes, y a todos los integrantes de la Delegación de Defensa os pido vuestra ayuda, cooperación y lealtad para recorrer juntos el camino que supone mi próximo tiempo al frente de la misma”, manifestó.

El coronel Jesús Damián González de Quevedo aseveró que para “el desarrollo de esta tarea no conozco otro camino que el trabajo diario” y afirmó, en relación a el equipo humano de la Delegación que “el trabajo en equipo y la vocación de servicio que aportéis serán fundamentales para el eficaz cumplimiento de nuestras misiones, que considero debe caracterizarse por la apertura, la comunicación, el entendimiento, la disponibilidad, la solidaridad, la afabilidad y la permanente actitud proactiva a todos los niveles para resolver los problemas que debemos afrontar”.
“Sé que el camino es largo y durante los próximos tres años lo recorreremos juntos y os pido que mantengáis esa permanente actitud de mejora que nos permita mirar al frente y pisar fuerte ante los retos que, sin duda, se nos presentarán en el futuro. Esperamos ser continuo ejemplo, vivir intensamente y disfrutar de cada momento. Seguro que con la ayuda de Santa María de la Victoria podremos lograrlo”, concluyó.

Empatía y Confianza
El encargado de cerrar el sencillo acto fue el subdirector general de Administración Periférica del Ministerio de Defensa, coronel Jesús Ángel García Lidón, que felicitó al coronel Oscar Delgado por la organización de la ceremonia y por el “magnífico trabajo” desarrollado en sus años a cargo de la Delegación, en especial en los difíciles tiempos del covid, “demostrando en estos años entrega, dotes de mano, el temple necesario en tus actuaciones y una lealtad permanente”. Le deseó “lo mejor” en la nueva etapa que inicia y le recordó que Defensa será siempre su casa.

Felicitó al coronel Jesús Damián González de Quevedo por su toma de posesión y “este nombramiento del que debe sentirse orgulloso”. Trasladó sus felicitaciones al personal de la Delegación por la labor que desarrollan y a los que recordó que, “como imagen que somos del Ministerio de Defensa, que nos debe animar a ser lo mejor de nosotros mismos”.

Le indicó al nuevo responsable de la Delegación que hereda “un gran personal de gran valía y debes contar con ellos porque lo esperan, y sin duda, apostar por la reciprocidad redundará en los resultados”. Le aconsejó a Jesús Damián González de Quevedo, al que le trasladó su apoyo y confianza, que en los momentos difíciles por venir mire “siempre hacia adelante” e implemente sus respuestas a esos retos con “creatividad, adaptabilidad, empatía, confianza y credibilidad, y dejando claro que el servicio público debe guiar siempre nuestro trabajo”, concluyó.


El acto se desarrolló en el Casino Militar
El acto se desarrolló en el Casino Militar