www.melillahoy.es

GOLF-FEDERACIÓN

En el Campo de Golf ya no se dan clases a los niños y ya no hay niños aprendiendo. Es lamentable lo que está sucediendo
En el Campo de Golf ya no se dan clases a los niños y ya no hay niños aprendiendo. Es lamentable lo que está sucediendo

Robo en las taquillas del Campo de Golf de la Ciudad Autónoma de Melilla

Ignacio Suárez, cuya inutilidad es evidente, 
se arroga un cargo que no tiene, el de Director del Campo de Golf de la Ciudad Autónoma
Ignacio Suárez, cuya inutilidad es evidente, se arroga un cargo que no tiene, el de Director del Campo de Golf de la Ciudad Autónoma

La Federación Melillense de Golf anuncia querella criminal por la paralización del proceso de licitación del área deportiva del Campo público.

domingo 26 de julio de 2020, 11:34h
La situación del Campo de Golf público de Melilla es visible y comprobadamente cada día peor y más lamentable. Gestionado ahora deportivamente de manera directa por la CAM, vía la Consejería de Deportes, cuyo director general, Alfonso (“Sito”) Gómez, ha nombrado supervisor a un expulsado de la Federación Melillense de Golf y del primer Club de Golf de Melilla, Ignacio Suárez, cuya inutilidad es evidente y que se arroga un cargo que no tiene, puesto que el Boletín Oficial de la Ciudad nombró como Director del Campo hace ya muchos años a otra persona.
El último lamentable despropósito producido bajo la supervisión de Ignacio Suárez ha sido, por primera vez en la historia del Campo, el robo en una de las taquillas -gestionadas por la CAM y directamente supervisadas por el mencionado Ignacio Suárez- que tras comunicarle la afectada por el robo que lo iba a denunciar a la Policía le contestó con un despectivo “hazlo”, para añadir que eso “ya había ocurrido antes”, algo absolutamente falso que fue corroborado por varios de los jugadores que en aquel momento aparecieron.
La afectada firmó, como primer paso, la denuncia a la CAM del robo de varios de sus palos de golf en la bolsa y dentro de la taquilla que paga a la mencionada CAM, y está a la espera de respuesta, para tomar la decisión posterior.
Por otra parte, la Federación Melillense de Golf lamenta la catástrofe a la que el Gobierno de Melilla ha llevado al golf local impidiendo, entre otros muchos despropósitos, el uso de los buggies por personas que los necesitan para poder practicar el deporte del golf y el hecho de que cada vez haya menos federados jugando en el campo público, tan mal gestionado.
La Federación local ha manifestado también, dada la lamentable situación del golf en nuestra ciudad, la inminente presentación de una querella criminal por lo ocurrido con la paralización del trámite del proceso de licitación, “un procedimiento que no puede suspenderse libremente”, un acto administrativo que “carece manifiestamente de motivación”, según el Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales, Acuerdo del 26 de diciembre de 2019. Los tres expertos que sabían cómo gestionar un campo del golf -que fueron forzados al paro por este Gobierno despótico cuyo objetivo es destruir al presidente de la Federación, que, como Editor de este periódico, no le resulta cómodo ni manejable a este Gobierno despótico- ya han denunciado laboralmente a la CAM, que les ha sustituido por personas en general sin experiencia, nombrados básicamente a dedo, y con un coste muy superior para las arcas públicas.

Última Hora: Los palos robados aparecen otra vez dentro de la taquilla
Increíble pero cierto. Después de denunciar el robo sucedido en la instalación municipal aparecen otra vez, por arte de magia, los palos de golf dentro de la taquilla. ¿Quién ha sido?.
Y entre tanto despropósito también hay que lamentar que en el Campo de Golf ya no se dan clases a los niños. Todo eso ya ha desaparecido, cuando la Escuela de la Federación y las personas que se dedicaban a ello impartían las primeras enseñanzas de golf en Melilla. Ya no hay niños aprendiendo. Es lamentable lo que está sucediendo.