www.melillahoy.es
La firma entre La Salle, Enrique Soler, Buen Consejo y la consejera de Educación
La firma entre La Salle, Enrique Soler, Buen Consejo y la consejera de Educación

Educación destina 48.0000 euros para mejoras en los centros concertados de La Salle, Buen Consejo y el Enrique Soler

Los colegios utilizarán las partidas para el mantenimiento de sus instalaciones y hacer algunas reparaciones

martes 04 de agosto de 2020, 16:54h
La consejera de Educación, Elena Fernández Treviño, firmó ayer los convenios de colaboración por los que el Buen Consejo, Enrique Soler y La Salle-El Carmen se repartirán una partida de 48.000 euros para distintas actuaciones. Los responsables de estos centros concertados agradecieron la ayuda de la Consejería en esta crisis sanitaria porque les permitirá llevar a cabo distintas actuaciones de mejora en el mantenimiento de sus instalaciones y hacer algunas reparaciones antes del comienzo del curso. Fernández Treviño dejó claro que no ha querido tocar las cifras en ámbitos educativos porque “en muchos casos ha habido recortes en las subvenciones”.
La consejera de Educación, Elena Fernández Treviño, explicó que la subvención que se destina por parte de la Consejería es de 14.000 euros para La Salle El Carmen, 14.000 euros para Nuestra Señora del Buen Consejo y de 20.000 euros para el Enrique Soler al ser “un centro más grande”.

Apoyo de la Consejería
Aclaró que es una cantidad similar a la de años anteriores y ha intentado que se mantuvieran y en ámbitos “tan importantes” como el de la educación que no se tocarán las cifras porque “en muchos de los casos en las subvenciones ha habido recortes”.

Fernández Treviño indicó que esta subvención se reparte fundamentalmente para gastos de mantenimiento de estos centros educativos y como consejera, quiso agradecer la labor educativa que hacen los colegios no solo en el periodo lectivo, sino “su disponibilidad y su altruismo” a la hora de ofrecer los propios establecimientos para cualquier otra labor educativa que se realizan en muchas ocasiones por la tarde.

La consejera quiso agradecer una vez más la labor y generosidad de poder firmar el convenio interrumpiendo su periodo vacacional. Hizo hincapié en la importancia del apoyo de la Consejería de Educación en tiempos de pandemia a todos centros educativos para poder seguir manteniendo las instalaciones y su adecuado uso para que estén en “un estado intacto” a la hora de poder empezar el nuevo curso que se presenta “un poco más complicado” que en años anteriores.

Próspero Bassets, director del colegio La Salle, quiso dar las gracias por las palabras y acciones de la consejera ya que “de alguna forma estar sentados en esta mesa significa que la Ciudad tiene puesta su vista en los alumnos y en la escuela concertada de Melilla”.

Expuso que para él es un motivo de agradecimiento que en la situación en la que se está viviendo lleguen estas ayudas que se van a invertir en el mantenimiento del centro.

El director apuntó que La Salle es un edificio antiguo que necesita pequeñas reparaciones continuas durante todo el curso y solo tiene palabras de agradecimiento a la Ciudad y a Fernández Treviño, que es “conocedora de la realidad” en el centro porque les ha visitado, les ha tenido presente, y en nombre de los alumnos “muchas gracias y seguiremos confiando en ti plenamente”.

El presidente de la cooperativa Comamel que gestiona el Enrique Soler, Álvaro González, agradeció a la consejera “los detalles” que ha tenido con la escuela concertada y con sus alumnos porque van a ser los “principales beneficiarios”.

También, quiso darle las gracias al director general por “los detalles” que han tenido puesto que “ambos están pendientes” y en septiembre esperan que Fernández Treviño acuda al colegio.

María Dolores Cayuela, secretaria del Buen Consejo, se sumó a los agradecimientos y dejó claro que son obras que se pueden asumir gracias a estas ayudas, “sino los niños se verían afectados”. “Los alumnos serán la futura sociedad y merecen todo el respeto y cariño que vosotros le ofrecéis”, dijo.

Por último, recordó que este año se cumplen 100 años del colegio donde se demuestra ese aval educativo de todos los alumnos que han ido pasando por allí durante esos años.