www.melillahoy.es

FÚTBOL SALA-PRIMERA DIVISIÓN FEMENINA

Julia de Oliveira llegó a Melilla para ayudar a lograr el ascenso
Julia de Oliveira llegó a Melilla para ayudar a lograr el ascenso

El Torreblanca Melilla renueva garra, perseverancia, entrega y compromiso con la brasileña Julia de Oliveira

"“Espero que podamos hacer el mismo buen trabajo del pasado campeonato, pero ahora en Primera División”, afirma la jugadora paulista

viernes 07 de agosto de 2020, 23:50h
El Torreblanca Melilla C.F. sigue dando forma a su plantilla con otra nueva renovación, concretamente la de la jugadora brasileña Julia de Oliveira. Natural de Sao Paulo (Taubaté) ha jugado en el equipo de su ciudad natal, en el Tiger Corinthians (portando el brazalete de capitana), y en el Sao José Dos Campos.
Llegó el pasado año directa desde Sudamérica para ayudar al conjunto melillense a conseguir el ascenso a la máxima categoría femenina y cumplirá su segunda temporada en España. La jugadora paulista es sinónimo de garra, perseverancia, entrega y compromiso en el equipo y no da un sólo balón por perdido.
Julia se muestra “muy contenta” de poder estar una temporada más en el conjunto melillense. La ala espera que sea “una temporada de conquistas” y muchas ganas. Eligió al Torreblanca porque “es un proyecto muy bueno”, por lo que espera “seguir luchando” para conseguir el objetivo y dejar al equipo en la Primera División. De hecho, se muestra muy confiada con el bloque de la pasada campaña y cree que se puede “repetir el trabajo” realizado este pasado curso en Segunda División. En el plano personal, Julia está con ganas de “pisar la pista y de tocar el balón” para ponerse a trabajar de cara al nuevo campeonato.
De Oliveira espera poder dar el máximo “en cada entrenamiento y en cada partido” para conseguir el mejor bloque y ayudar al Torreblanca. En definitiva, no dejarse nada fuera del parqué, “ya que es la única manera de conseguir los objetivos en esta Liga tan difícil”.
En cuanto al papel de la afición, la brasileña espera que esta temporada, el pabellón pueda estar lleno de aficionados, “animando y vibrando” desde la grada.