www.melillahoy.es

FÚTBOL-2ª DIVISIÓN B

Momento en que Nacho Aznar bate al portero del Algeciras, a los 68 minutos, tras una gran jugada de Amarito (Foto: Guerrero)
Momento en que Nacho Aznar bate al portero del Algeciras, a los 68 minutos, tras una gran jugada de Amarito (Foto: Guerrero)

Buena imagen

Los melillenses pudieron golear al Algeciras en un buen partido

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:35h

La U.D. Melilla consiguió una importante victoria ante el Algeciras C.F. por 1-0 y da un paso decisivo en su objetivo de sellar la permanencia. Además, el conjunto que entrena Juan Moya le ganó el goalverage particular a un rival directo, en un partido muy completo en el que merecieron ganar por un resultado más abultado, ya que el meta Romero se erigió en el mejor jugador del partido e incluso detuvo una máxima pena al local David Vázquez.

El conjunto melillense ofreció en la matinal de ayer domingo una excelente imagen ante sus aficionados, totalmente restablecido del 5-1 ante el Cádiz. Los locales asediaron durante la mayor parte del encuentro el portal defendido por Romero, que se convirtió en el 'héroe' del Algeciras, ya que con sus espectaculares intervenciones salvó al conjunto gaditano de una goleada.

Numerosas ocasiones de los azulinos en el primer tiempo
El Melilla gustó mucho en el primer tiempo, pero perdonó en exceso ante la meta gaditana, desde el minuto diez hasta el descanso, aunque el Algeciras salió muy intenso y acosó el portal melillense en los primeros cinco minutos, pero sin peligro alguno.
El Algeciras desapareció, como si se tratara de un efecto gaseosa, y el Melilla pasó a la acción, gozando de innumerables ocasiones para dejar sentenciado el primer tiempo. El primer avisó fue de Chota, a los cinco minutos, con una vaselina desde 25 metros que atajó sin problemas el cancerbero Romero, y cinco minutos después un córner botado por David Vázquez lo remató Fran Miranda, de cabeza, rozando la cruceta. El conjunto azulino no paró de asediar el portal visitante, ya que a los once minutos una gran combinación entre Nacho Aznar y Guille Roldán fue rematada en la línea de gol por Chota, pero el guardameta andaluz salvó el tanto, despejando a saque de equina. El lanzamiento de córner fue botado por David Vázquez y Mahanan remató de cabeza al poste.
Los locales no daban respiro a los defensores gaditano, ya que a los 16 minutos una internada de Guille Roldán fue rematada por Amarito, dentro del área, pero su disparo, con la pierna derecha, salió fuera, muy desviado, y en el 25' Munir sacó desde su portería para que Nacho Aznar disparase a bocajarro, pero el portero gaditano se lució de nuevo, despejando a córner. David Vázquez lanzó el saque de esquina y Aloisio, con la testa, mandó el cuero cerca de palo derecho.
El Algeciras era incapaz de reaccionar ante un Melilla que no lograba adelantarse en el marcador porque Romero paraba todo lo que llegaba sobre su portal, ya que a los 39 minutos detuvo una volea de Chota a los 39 minutos, y cuando no era el portero los palos eran su aliados, pues un minuto después Guille Roldán estrelló el cuero en al larguero.
La última ocasión de la primera mitad fue para el Algeciras, a un minuto del descanso, tras un saque de esquina que remató Carlos Fernández, pero Munir detuvo con gran seguridad.

Penalti fallido por el Melilla
La afición azulina despidió a su equipo con aplausos y la reanudación cambió poco el guión hasta que el Melilla se adelantó en el marcador. La Unión Deportiva pudo adelantarse antes, ya que en el 48' el defensa Borja derribó a Guille Roldán dentro del área, pero la pesadilla de los melillenses tenía nombre propio, el cancerbero Romero, que adivinó por dónde lanzaría el penalti el centrocampista unionista.
Romero le tenía totalmente comida la moral a los melillenses, pero éstos no se vinieron abajo, pese a que un minuto después el meta algecireño se luciese de nuevo a disparo de Guille Roldán.
El técnico local, Juan Moya, buscó otras alternativas, sobre todo con la velocidad de Sufian, que entró en el puesto de Chota, a los 61 minutos, aunque la decoración del encuentro pudo ser otra si el Algeciras hubiese aprovechado una clamorosa oportunidad para batir a Munir, ya que en el 64' Alfaro se plantó sólo ante el meta melillense y éste evitó el 0-1.
Y del posible 0-1 se pasó al 0-1 a los 68 minutos, en una gran internada de Amarito por la banda izquierda, se deshizo de su par y pasó medido para que Nacho Aznar, en la boca de gol, empujase el cuero al fondo de las mallas.
A continuación, el Algeciras buscó la igualada a la desesperada, pero sin peligro serio, y dejó muchos huecos atrás, lo que pudo aprovechar el Melilla a la contra para sentenciar, ya que a nueve minutos para el final Migue Montes aprovechó un error defensivo del Algeciras, y cuando se marchaba en dirección a la portería gaditana fue derribado claramente por un defensor, pero el colegiado, incomprensiblemente, no sancionó nada.