www.melillahoy.es

Con una entrega de diplomas a las 200 mujeres participantes finaliza el Plan Integral de Barrios

La viceconsejera participó en la entrega de diplomas (Foto: Guerrero)
La viceconsejera participó en la entrega de diplomas (Foto: Guerrero)

Se busca que estas alumnas, residentes en zonas periféricas, además de recibir clases de alfabetización aprendan a relacionarse mejor con su entorno

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:35h
Los locales de Aulas Culturales para Mayores acogieron ayer el acto de entrega de diplomas de participación a las aproximadamente 200 mujeres de los distritos IV y V que han tomado parte en el Plan Integral de Barrios impulsado desde la Viceconsejería de la Mujer. A lo largo de sus seis meses de duración, además del apartado de alfabetización, se han abordado otras cuestiones de interés para estas mujeres, como educación para la salud, control emocional, visitas culturales, cuestiones sobre igualdad, y asesoría jurídica. "Lo que hemos pretendido ha sido facilitarles herramientas para que sean autosuficientes y puedan valerse por sí mismas, que es lo que se valora", dijo Mohatar.
Según explicó la viceconsejera de la Mujer Fadela Mohatar, este es el segundo año que se desarrolla el Plan Integral de Barrios y dijo que se lleva a cabo gracias a 18 personas contratadas en los planes de empleo de la Ciudad Autónoma, entre maestras, educadoras e integradoras sociales, profesionales que desarrollan este plan en locales de distintas asociaciones de vecinos de la ciudad.

Valoración
El Plan se elaboró en base a los resultados de una encuesta realizada en mujeres de zonas marginadas, en concreto de los distritos IV y V sobre cuáles serían sus preferencias si tuvieran oportunidad de recibir acciones formativas. El estudio lo llevaron a cabo dos investigadoras del campus en Melilla, Inmaculada Alemany y María del Mar Ortiz. "El 85% de las mujeres nos dijeron que su principal inquietud, además de formarse con fines laborales y de desenvolverse con la Administración, era poder mejorar las relaciones con sus hijos, aprender a resolver conflictos y a comunicarse mejor con los colegios de sus hijos".

El personal contratado, que recibió una formación previa sobre los objetivos del plan, ha venido ofreciendo una atención personalizada a las alumnas del plan. En total han tomado parte 200 mujeres y 200 niños. Aunque la tarea principal se ha centrado en cuestiones de alfabetización, también se ha trabajado en otras materias de forma transversal, como educación para la salud, talleres de control emocional, visitas culturales y educativas, talleres de participación en las distintas festividades de la ciudad, cuestiones sobre igualdad, y asesoría jurídica.
"En estos seis meses de programa hemos abarcado un ámbito importante de necesidades de estas mujeres, que estaban un tanto fuera de juego", indicó la viceconsejera, para añadir seguidamente que "es una satisfacción ver el proyecto cumplido porque hemos estado hablando con profesionales y con las mujeres participantes, que están contentas por el trabajo realizado. Lo que hemos pretendido ha sido es facilitarles herramientas para que sean autosuficientes y puedan valerse por sí mismas, que es lo que se valora".

Dijo Mohatar que existe interés y que las mujeres preguntan si se activará de nuevo en septiembre y al respecto indicó que se está elaborando un nuevo proyecto que se pondrá en marcha dependiendo del inicio de los nuevos planes de empleo de la Ciudad Autónoma en septiembre. El nuevo proyecto, fruto de las conclusiones que se obtengan en la valoración del que ahora termina, se pretende incluya otros aspectos que sean del interés de las mujeres a las que irá dirigido.

Fadela Mohatar, que felicitó al equipo que ha llevado a cabo estos talleres "porque ha sido un trabajo fantástico", indicó que todos los talleres desarrollados han tenido una gran acogida, desde el de educación para la salud, o el de control del estrés.