www.melillahoy.es

Con el Rosh Hashaná el pueblo hebreo de la bienvenida al año nuevo 5775

La Comunidad Israelita melillense se suma a la fiesta del día elegido por Dios para crear a Adán

miércoles 22 de octubre de 2014, 11:35h
Sinagoga Or Zoruah
Sinagoga Or Zoruah
A la caída del sol de este 25 de septiembre y hasta el anochecer del día siguiente, el pueblo judío mundial dará la bienvenida a su año nuevo, el 5775; una festividad cargada de tradición y simbolismo que concluirá a las ocho de la tarde del viernes, coincidiendo con el sabbat. Son días de reflexión y balance, donde los creyentes evalúan sus actos y miran al futuro con decisión y compromiso de superación.



Según los expertos, un objetivo clave en la preparación de Rosh Hashaná es pedir disculpas a toda persona a quien se le haya podido haber hecho un mal durante el año anterior para comenzar este nuevo periodo sin mácula alguna; pero de la misma forma que se pide perdón, también hay que perdonar a los demás. Al parecer, muchas personas acostumbran tomar el baño de la purificación al mediodía, y otros acuden al cementerio para que sus oraciones ante los justos lleguen a Dios. También es costumbre que en la mañana antes de Rosh Hashaná se realice el acto de anulación de las promesas, tanto las intencionadas como las que no.

Pero como en toda celebración judía, la gastronomía adquiere un papel protagonista. De hecho, los alimentos que se consumen en estas jornadas están cargados de simbolismo: dulzura, abundancia y fertilidad. En Melilla, según explicó Mordejay Guahnich, presidente de la Asociación Mem Guimel, se consumen dátiles, cebolla endulzada, acelgas, habichuelas verdes, calabaza, granada, manzana con miel y ajonjolí, además de cabeza de cordero y pescado.

Con el Rosh Hashaná, donde se celebra que Dios creó el mundo, se inician una serie de días de oración, penitencia y caridad que terminan con el Yom Kipur o día de perdón, diez días después.

Felicitaciones
Todas las instituciones melillenses, desde la Delegación del Gobierno, pasando por la Ciudad Autónoma y la Comandancia General, se suman a la felicitación de la Comunidad Judía en esta fecha tan señalada. Como ejemplo, basten las palabras del comandante general, Fernando Gutiérrez Díaz Otazu, que "en nombre de todos los componentes de la Comandancia General de Melilla, y en el suyo propio, felicita a la Comunidad Israelita de Melilla por el comienzo del Rosh Hashaná".