www.melillahoy.es

Educación agiliza el proceso de subvenciones elaborando nuevas bases reguladoras

Antonio Miranda anunció que ha pedido un millón más en los presupuestos de su área para 2015 de cara a los nuevos compromisos a asumir, como la apertura de la nueva guardería

martes 28 de octubre de 2014, 17:10h
Antonio Miranda, consejero de Educación (Foto: Guerrero)
Antonio Miranda, consejero de Educación (Foto: Guerrero)
El consejero de Educación, Antonio Miranda, presentó ayer las nuevas bases reguladoras para el sistema de subvenciones a entidades socioculturales con las que se logrará agilizar los trámites. El nuevo articulado debe aprobarse en comisión antes de pasar a Consejo de Gobierno. De esta forma en enero se publicarán las convocatorias de subvenciones para que las casas regionales, asociaciones de vecinos y entidades de mayores puedan concurrir sin más dilación, aunque para ello deberán estar al día en las cuotas a la Seguridad Social y haber justificado la partida recibida el año anterior.
Antonio Miranda presentó ayer a la Comisión de Educación las nuevas bases reguladoras que regirán el sistema tanto de concesión de subvenciones a las casas de Melilla, asociaciones de vecinos y entidades de mayores de la ciudad, así como las relativas a la concesión de ayudas directas al mantenimiento de acuerdos y convenios, partida que aparecerá recogida en los Presupuestos de la Ciudad. Los grupos de la oposición tienen una semana de plazo para el estudio de esta nueva reglamentación de cara a emitir su voto en la comisión de la próxima semana. De salir adelante, el siguiente pasó será su aprobación en Consejo de Gobierno y ratificación en Pleno.

Subvenciones
Las nuevas bases reguladoras de subvenciones para las Casas de Melilla, Asociaciones de Vecinos y entidades de mayores establecen dos requisitos básicos, que los solicitantes estén al día en los pagos a las cuotas de la Seguridad Social y haber justificado la ayuda de 2013. El dinero previsto para las casas regionales se distribuirá siguiendo tres criterios. Así, recibirán una cantidad en función del número de socios, el volumen de actividades, la carga financiera que tengan y la previsión de gastos. Después todas ellas recibirán la misma cantidad para el desarrollo de actividades con motivo del Día de Melilla, y otra similar para actividades culturales.

La distribución en el caso de las asociaciones de vecinos se hará también según tres epígrafes: una partida para gastos generales, mantenimiento, mobiliario, telefonía; otra para la organización de fiestas patronales, y una tercera para el desarrollo de cursos de formación y certámenes. Asimismo, el reparto en el caso de las asociaciones de mayores, concurrirán aquellas que lleven más de tres años en activo, contar con un local social a su propia disposición y las subvenciones se ponderarán según los siguientes criterios: un 25% del total según el número de socios, 25% según titularidad del local; 25% los gastos corrientes y el 25% restantes según el programa de actividades.

Pero también ayer se llevaron a su estudio en comisión las bases reguladoras para la concesión directa de ayudas en el ámbito de la Consejería de Educación, una cuestión que afecta a las ayudas para el mantenimiento de centros docentes o la concertación de plazas de infantil, o los convenios con las ONGs.

Manifestó el consejero que el presupuesto ejecutado este año para estos fines ha sido de 887.000 euros, incluyendo los 204.000 euros de ayudas a las asociaciones de vecinos y mayores y los 155.000 euros para las ayudas a las casas de Melilla. A esto hay que sumar que en ayudas directas el gasto fue de 320.000 euros (convenios con escuelas infantiles), amén de otras partidas como los viajes de estudio o el programa de mantenimiento de centros educativos. Afirmó que su interés es poder aumentar la partida presupuestaria y que así lo negocia con el Gobierno local.

Explicó Miranda que con estas nuevas bases reguladoras se consigue agilizar el proceso de concesión de ayudas, puesto que al aprobarse en Pleno, ya no será necesario hacer convocatorias específicas que deban recibir el visto bueno del Consejo de Gobierno, sino que se podrán convocar con carácter anual.

Un millón más
El consejero manifestó que está negociando para que Educación pueda ver incrementado su presupuesto en un millón de euros más, al objeto de responder a las nuevas necesidades que se presentan de cara al próximo ejercicio, como puede ser el aumento de la partida de subvenciones y en especial, con la puesta en marcha de la nueva escuela infantil del Centro Asistencial, que precisa de los medios necesarios y de un mobiliario acorde, al tiempo que deben asumir el gasto de la compra de los enseres de la nueva cocina de la Gota de Leche.

Manifestó Antonio Miranda que de salir adelante lo que se logrará es constatar un hecho, que desde 2005 los presupuestos de Educación no han hecho sino crecer a lo largo de estos años, pasando de los 2,5 millones de euros de aquella anualidad a los 7,5 millones actuales. "Esto pone de manifiesto la apuesta del PP por la educación y la formación", un compromiso que dijo no se queda sólo en este apartado, sino que también se puede ver en otras acciones como la contratación de los 65 técnicos de educación infantil, las ayudas de 400 euros para alumnos de Secundaria o la construcción del aulario de la Casas de la Juventud, oferta que se ampliará con tres nuevas aulas el próximo año.

Afirmó estar "orgulloso" de la política que ha seguido el PP en Melilla en materia de escuelas infantiles, posibilitando que en los últimos años se haya pasado de 200 a 500 las plazas disponibles.