www.melillahoy.es
El diputado popular responde a quienes pregonan el cambio que éste ya se produjo hace cuatro años con Rajoy “y ahora no puede detenerse”
El diputado popular responde a quienes pregonan el cambio que éste ya se produjo hace cuatro años con Rajoy “y ahora no puede detenerse”

Pablo Casado dice que no es momento de experimentos y el PP es “garantía de futuro”

El portavoz del Comité de Campaña del PP denuncia “el maltrato del PSOE a Melilla durante más de 7 años”.- “Ha tenido que venir el PP a trataros con respeto, afecto y responsabilidad”

miércoles 13 de mayo de 2015, 23:22h
Melilla recibió ayer la visita del diputado popular y portavoz del Comité de Campaña del PP, Pablo Casado, uno de los rostros más conocidos del partido de Rajoy por su participación en los debates políticos de los principales medios de comunicación nacionales. En ellos, ha venido defendiendo a lo largo de los últimos meses las medidas del Gobierno central, y ayer de nuevo volvió a hacerlo en Melilla, donde puso en valor la efectividad de las políticas del PP en la recuperación económica de España por la creación de empleo que se está registrando y la previsión de crecimiento económico para los próximos años. Por eso aseveró que el PP “es garantía de futuro” y que el cambio que ahora pregonan otros partidos ya hizo en España hace cuatro años con la victoria de Rajoy en las elecciones generales “y ahora no puede detenerse”. Además, incidió en que “no es momento de experimentos” votando a otros partidos que “van de nuevos y de frescos” pero representan “opciones de demagogia, inexperiencia, división y crispación” ofreciendo “propuestas ridículas”.
Casado subrayó que con el primer bloque de reformas, destinadas a “poner en marcha la economía otra vez”, España ha pasado de perder 3.500 empleos diarios como ocurría en la época de Zapatero, a crear 2.000 cada día con Rajoy. Ello ha permitido generar 500.000 empleos en 2014 y la previsión es que se repita la cifra en 2015, dado que para el PP el empleo es “una obsesión”. El compromiso del PP, recordó Casado, es generar 3 millones de empleos, previsión basada en las cifras de crecimiento económico y que “no desmiente ni la oposición”. A ello se suma, además, el incremento de autónomos y la apertura de 100.000 empresas en España, gracias al fomento del emprendimiento y la bajada de impuestos.

El segundo bloque, dijo, beneficia a las políticas sociales porque España destina hoy más dinero que nunca a becas y ha generado 800.000 nuevas tarjetas sanitarias. Además, destacó el apoyo a los mayores, que para el PP son “una prioridad” y como muestra, recordó que una de las primeras medidas que adoptó en el Gobierno fue revalorizarlas, mientras que el PSOE las congeló.

Estas medidas son, para Pablo Casado, una muestra de que España ya apostó por el cambio hace cuatro años “y ahora no puede detenerse”. Por eso pidió el voto para el PP, también en Melilla, donde este partido tiene “al mejor candidato y el mejor partido”. Además, consideró que nuestra ciudad fue “maltratada” por el Gobierno durante las dos legislaturas del PSOE con Zapatero al frente, “y ha tenido que venir el PP para trataros con respeto, afecto y responsabilidad”.

Casado mostró su apoyo a Imbroda, al que puso como ejemplo de saber ejecutar políticas para el crecimiento económico sin olvidar la política social. “El PP es la única fuerza que puede garantizar el futuro y prosperidad a los melillenses”, dejó claro el diputado popular para pedir la confianza a los melillenses porque “aunque se ha hecho mucho, aún queda mucho por hacer”.
“Lo que hay que hacer es que esa recuperación económica, que es innegable en España, no deje atrás a Melilla”, dijo Casado, una idea en la que también incidió Imbroda ayer, al asegurar que el PP ganará con mayoría absoluta porque “Melilla lo necesita” para no perder “el tren del despegue económico”.

Sin experimentos
Para Casado, es evidente que una vez conseguida la recuperación económica “no es momento de experimentos” votando a otros partidos, sobre todo a “los que van de nuevos y de frescos”, como Ciudadanos o Podemos, de los que dijo que representan “opciones de demagogia, inexperiencia, división y crispación” y ofrecen “propuestas ridículas”.

De este modo, rechazó de plano la sugerencia de Albert Rivera de que la regeneración política la impulsen políticos nacidos a partir de 1978, ya que según defendió, la fecha de nacimiento “no es ningún mérito ni un handicap”.
“El PP prima la experiencia, y me fío más de un presidente que gestiona bien que aquellos partidos que van de Don Limpio, que parece que no han roto un plato y no tienen ni idea de cómo se gestiona, y encima van dando lecciones”, criticó Casado dejando claro que “España la regenera el PP y lo va a seguir haciendo por muchos advenedizos que vengan”.
“En democracia las políticas se definen con el voto y no con manifestaciones en la Puerta del Sol”, dijo en alusión a Podemos, partido al que “se le ha caído la careta” porque lo integran “lo más radical de la izquierda” y personas que “toman como ejemplo Venezuela y Grecia”, aun cuando el primero sufre el desabastecimiento y el segundo ha tenido que reducir pensiones, funcionarios y prestaciones porque “puede entrar en bancarrota”.

Por todo ello, Casado hizo un llamamiento a la participación el 24 de mayo y pidió el voto para el PP, un partido que “no está contra nadie” y que es “el único” que actúa “siempre en positivo, demostrando que es capaz de llegar a acuerdos” incluso en las instituciones donde tiene mayoría absoluta, porque su objetivo es “mejorar la vida de la gente”.

Llamamiento a la cordura
Imbroda, en su intervención durante un mitin junto a Casado, hizo un llamamiento “a la cordura” para que los melillenses vayan a votar el 24 de mayo para elegir entre la opción de la “certeza y saber dónde vamos” que representa el PP, o la coalición del resto de partidos. La abstención, dijo, sería “dejarles el camino libre a los otros” y supondría una incertidumbre para Melilla. En este punto, afirmó que “a los españoles les hace falta el PP”, aseveró el candidato del PP al recordar que “España necesita que Melilla sea una ciudad estable política y socialmente”.
“Si no votas, no hables porque no participas en la Melilla del futuro. Tienes que votar, ser coherente y cómplice de lo que hagamos”, insistió Imbroda.

También hizo hincapié en que el PP trabajará por todos los melillenses, incluso por los que no les votan: “Nosotros trabajamos por todos, y sea cual sea el dios al que recen”. Sobre este asunto también se refirió Casado, que se preguntó “cómo es posible que en la Europa del siglo XXI haya partidos que solo se dirigen a una religión”. “En el PP caben todos, caben los musulmanes, todos son bienvenidos y trabajamos para todos”, agregó.