www.melillahoy.es
Concentración de niños sin escolarizar ayer frente al Palacio de la Asamblea con el presidente de la ONG Prodein, José Palazón
Concentración de niños sin escolarizar ayer frente al Palacio de la Asamblea con el presidente de la ONG Prodein, José Palazón

José Palazón: “Hay más de 140 niños sin escolarizar en Melilla”

El presidente de la ONG Prodein explica que no pueden ir al colegio por no tener el padrón

sábado 13 de enero de 2018, 04:00h
Un grupo de niños sin escolarizar se concentró ayer frente al Palacio de la Asamblea pidiendo poder ir al colegio. A los pequeños les acompañaban sus madres y el presidente de la ONG Pro Derechos de la Infancia (Prodein), José Palazón. Los chiquillos gritaban "hola, cucú, queremos ir al colegio". Palazón explica que llevan tres meses haciendo esta protesta cada día porque “hay más de 140 niños en Melilla sin colegio por no tener el padrón”. Añade que “han mandado las solicitudes de escolarización al Ministerio de Educación”.
El presidente de la ONG Prodein, José Palazón, se concentró ayer con los niños que no están escolarizados y que por lo tanto, no pueden ir al colegio. Según explica, "las Autoridades no pueden escolarizarlos porque no tienen padrón", pero añade que "es irregular que no vayan al colegio y que no les dejen apuntarse en el padrón".

El activista ha señalado que han presentado “ahora mismo 140 solicitudes de niños sin escolarizar en el Ministerio de Educación". Aunque Palazón expresa que "hay más, pero a la gente le da miedo ya que no están en el padrón y por eso muchos no piden que sus hijos estén escolarizados, ni ponen una queja por si les mandan a la policía o por represalias".

Soluciones
En cuanto a si han recibido alguna respuesta por parte del Ministerio, el presidente de Prodein explica que no. Pero, “en Ceuta o en cualquier sitio de España no hay ni un niño en esta situación; hasta cualquier pequeño que venga de Siria y esté en el CETI es escolarizado".

Además, añade que "solamente los niños de Melilla y algún que otro del centro de menores no están escolarizados. Son niños marroquíes o de origen marroquí, porque está el caso de una niña española que tampoco lo está".

Palazón considera que no se ha dado ninguna solución y que los niños tienen que ir al colegio: “es un delito para quienes los tienen sin escolarizar. Si fueran unos padres que no llevaran a los niños al colegio, irían a la cárcel y los detendría la policía".

Aunque el responsable de la ONG considera que "no pueden ir al colegio porque no tienen padrón, cosa que no es ni normal ni relevante, ya que no lo necesitan, porque sí que tienen tarjeta sanitaria, y en ella pone el domicilio que tienen".

El activista manifiesta que llevan casi tres meses con esta protesta y afirma que seguirán “haciendo concentraciones, dando clases en la calle y realizando más actividades para estos niños".