www.melillahoy.es
Continúan los “problemas de memoria” entre los testigos del Voto por Correo

Continúan los “problemas de memoria” entre los testigos del Voto por Correo

En la jornada de ayer declararon un total de nueve testigos, acusando la Fiscalía de “falso testimonio” a cuatro de ellos

viernes 19 de enero de 2018, 04:00h
A lo largo de la mañana de ayer continuaron las declaraciones de los testigos del caso Voto por Correo. Prácticamente todos los testigos de ayer eran personas que habían declarado ante la Guardia Civil haber realizado el voto por correo por la promesa de un puesto de trabajo en los Planes de Empleo de 2008-2009, si bien la mayoría de ellos adujo fallos de memoria a la hora de prestar declaración. Estas amnesias, que en algunos casos llegaron a ser totales, sumadas a la completa ignorancia del procedimiento del voto por correo por parte de casi todos los testigos dieron lugar a situaciones surrealistas que incluso provocaron que la fiscal solicitase la deducción de falso testimonio contra algunos de los declarantes.

Durante toda la mañana de ayer continuaron las declaraciones de los testigos del caso del “Voto por Correo”, siendo la tónica muy parecida a la de anteriores sesiones.
Ayer declararon un total de nueve testigos, todos ellos votantes -principalmente del barrio de Cabrerizas- que, en su día, declararon ante la Guardia Civil y también en sede judicial haber votado a PSOE o CpM a cambio de un puesto de trabajo en los Planes de Empleo previstos para los años 2008 y 2009.
Como en sesiones anteriores, durante las declaraciones reinó la confusión por los ya conocidos “problemas de memoria” que llevaron a algunos de los testigos no sólo a contradecirse (lo cual “sería comprensible por los años que han pasado”, en palabras del propio presidente del Tribunal, el juez Federico Morales) sino incluso a negar que alguna vez hubieran siquiera declarado en sede judicial. Especialmente llamativo fue el caso de un hombre que, negando rotundamente haber declarado -”¿Yo estoy loco?”, “¿Cuándo he declarado?” o “Yo nunca he estado aquí antes”- llegó a solicitar al Ministerio Fiscal que se le mostrase su declaración para identificar su firma.

Ignorancia
Una de las constantes durante las declaraciones fue precisamente la total ignorancia de los testigos acerca de los procedimientos a seguir para realizar el voto por correo, llegando a declarar una testigo que ni siquiera sabía “para qué sirve votar”.
Los problemas de memoria, las contradicciones y los relatos inconexos se repitieron durante toda la jornada hasta el punto de provocar que la Fiscal Jefe solicitase que se dedujera testimonio contra cuatro de los testigos por falso testimonio, un delito penado con hasta tres años de prisión.

Votos por trabajos
Aunque la mayoría de los testigos declaró no recordar que ninguno de los acusados les ofreciera trabajo a cambio de realizar el voto por correo, sí que se habló de “un rumor generalizado” y un par de testigos también reconocieron que terceros afiliados a CpM les “condujeron” a la sede con el objetivo de “tomarles los datos” para realizar el voto.
Aún con estas declaraciones, nunca termina de quedar claro si a los testigos se les prometió un puesto de trabajo a cambio del voto (como afirman en sus declaraciones ante la Guardia Civil) o si lo que se les prometió era que si el partido ganaba “aumentaría el empleo” en la ciudad.

Clima de excesiva tensión

Tras acusar uno de los letrados de la defensa a la representante del Ministerio Fiscal de “formular muy mal las preguntas” y considerar ésta que “la valoración sobra”, el presidente del Tribunal intervino para llamar a la calma a ambas partes, considerando que en este juicio “hay un exceso de tensión” y “constantes referencias a lo que unos u otros hacen”. El presidente del Tribunal afirmó acabar “terriblemente cansado”, reclamó “más respeto” y pidió a todos los letrados que “confíen en el Tribunal”.