www.melillahoy.es
Melilla Hoy 23/10/2017    20 de septiembre de 2019

Editorial

Como cada año, en cuanto ayer de madrugada se apagaron las luces y la música en el recinto ferial de la Plaza de San Lorenzo una vez terminadas las fiestas patronales, arrancó la Operación Feriante, un importante despliegue de seguridad, de los más importantes de cuantos se desarrollan en Melilla, para seguir ahondando en la lucha contra la inmigración irregular, una misión que no cesa nunca en esta ciudad por su ubicación geoestratégica
Dos melillenses dejan en Niza bien alto el nombre de Melilla

Eduardo Calderay y Julio Gutiérrez participaron en una de las pruebas atléticas más duras del mundo, como es el Ironman 70.3 World Championship.

Carta del Editor

Calígulas Castro y Liarte
España tiene más de tres mil años de Historia conocida. Navegantes fenicios, griegos, cartagineses, romanos y musulmanes nos visitaron, atraídos por la riqueza de nuestro subsuelo y las cosechas de nuestros campos. Cuando el Imperio romano empieza a decaer llega a Hispania el cristianismo, procedente del norte de África y, como escriben Fernando García de Cortázar y José Manuel González Vesga en su libro “Breve historia de España”, “lo político va cediendo paso a lo religioso como factor cohesionador y civilizador mientras la cultura clásica (griega y romana) y el cristianismo comienzan juntos el peregrinaje que les convertirá en las más claras señas de identidad de la cultura peninsular... La herencia romana se salva con el triunfo del pueblo visigodo y con ellos Hispania se independiza adquiriendo unos límites geográficos que permanecerán fijos hasta la Edad Moderna”.
Respetar las aficiones y costumbres
Últimamente asistimos a un intento de imponer un pensamiento único y una única forma de proceder en diversas cuestiones de la vida, con deseos de prohibiciones y demás acciones con las que pretenden que determinadas aficiones y costumbres no tengan lugar.
La buena gestión de lo público debería ser la máxima de cualquier Ejecutivo, primando todo aquello que afecta de lleno al ciudadano y demostrar la austeridad no solo en la organización de la feria, sino también a la hora fijar el sueldo de nuestros gobernantes.
¿Qué está pasando en Melilla con los cristales de los coches?
(Foto: A.A.)
Las autoridades, tanto por parte de la Ciudad como de la Delegación del Gobierno, deben tomar cartas en el asunto y acabar con esta inseguridad, empleando todos los medios policiales a su alcance, a través de la Policía Nacional, Guardia Civil y Policía Local, porque de un tiempo a esta parte, no hay conductor que pueda dormir tranquilo temiendo ser la próxima víctima de esta ola de delincuencia.
Bien empezamos la temporada
(Foto: GUERRERO)

“Por tanto, el único de nuestros representantes en categoría nacional que pudo disputar su correspondiente partido fue el Melilla C.D., aunque la suerte les volvió a ser esquiva a los de Fernando Aznar, quienes caían derrotados, en su debut ante los aficionados melillenses en el campo de La Espiguera, ante uno de los ‘gallitos’ del Grupo IX de 3ª División, el C.D. Linares, por 0-3”.

El calvario de los pasajeros que se adentran en el puerto debe acabar
Los pasajeros que han tenido que viajar estos días en barco se han encontrado las últimas noches con verdaderos caos circulatorios que les impide llegar en un tiempo razonable al puerto y por consiguiente con el riesgo real de perder sus billetes de barco cuando ya alcanzan la estación marítima, comprobando que sus buques ya han partido.
A Eduardo De Castro no le gustan los micrófonos, pero sí los objetivos de las cámaras. Hace unos días, el PP comentaba con sorna que el presidente de la Ciudad Autónoma estaba compitiendo con la delegada del Gobierno, Sabrina Moh, por ver quién se hacía más fotos. Parece una exageración, pero la realidad es que el modus operandi de De Castro desde su proclamación se basa más en la imagen que en la palabra, especialmente en las últimas semanas, en las que está aplicando su propia versión de la comparecencia sin preguntas: la comparecencia sin declaraciones
Para Melilla ha sido un verano perdido. No se ha adoptado ni una sola importante decisión que saque a Melilla de la UVI en la que su nuevo presidente, Eduardo De Castro, decía que estaba la ciudad. Esa urgencia que PSOE y Cs han alegado de forma recurrente en los últimos meses para desalojar al PP del poder contrasta con la lentitud que se aprecia en la gestión del nuevo Gobierno, que ha priorizado las condiciones laborales de sus miembros y el irse de vacaciones en lugar de tomar la iniciativa en cuestiones vitales como la economía, el empleo, la frontera, etc
0,24609375